Restauranteros, contra la ley antitabaco

Es imposible colocar 'muros' que separen a comensales, pues casi todos los comercios son pequeñ la industria restaurantera lamentó que la ALDF haya legislado sin antes consultar con los afect
La ALDF prohibió que se permita fumar en los espacios cerrad
CIUDAD DE MÉXICO (Notimex) -

El presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), Francisco Mijares, consideró imposible colocar muros para separar a los fumadores en estos establecimientos, debido a que 96% son pequeños y medianos.

"Díganme cómo les vamos a poner muros divisorios en una fonda, en una lonchería o en una taquería; hay restaurantes de manteles largos que tienen de 15 a 20 mesas y dónde van a poner el muro".

Lamentó que la Asamblea Legislativa del Distrito Federal legisle sin consultar a los afectados, en este caso más de 30,000 restaurantes registrados en la capital del país. "Si a lo mejor ponemos muros divisorios, se acabará el negocio".

Mijares Noriega recordó que los restaurantes asignan 70% de su espacio a los comensales que fuman y el resto a los no fumadores.

Aclaró que la Canirac está a favor de la libre convivencia, "contamos con áreas designadas para los que no fuman, será imposible hacer divisiones físicas".

En cuanto a la posibilidad de amparos, dijo que será una decisión que tome cada uno de los agremiados.

“Esta debe ser una ley pareja. Si unos se amparan y otros no, va a pasar como ocurre en España, donde pusieron la ley de no fumar, pero hay establecimientos que anuncian con bombo y platillo que dice aquí sí se puede fumar".

Pidió que se tome en cuenta a la industria restaurantera, toda vez que "quieren poner sanciones sin conocer la problemática que vive la industria, esto puede causar problemas, habrá establecimientos que no podrán cumplir con las nuevas disposiciones".

El presidente de la Canirac opinó que la ley debe ser pareja y si se prohíbe fumar en lugares públicos que todos respeten la disposición.

Sin embargo, dijo que la Canirac manifiesta su inconformidad con las nuevas disposiciones en la Ciudad de México, donde se obliga a los restaurantes a colocar divisiones físicas entre fumadores y quienes no lo son.

"La Canirac está dispuesta al diálogo con la Asamblea Legislativa para escuchar los pros y los contras de ambas partes, nosotros siempre hemos estado a favor de la libre convivencia de la gente; si hay áreas dentro del establecimiento para fumadores, que nos las definan y las respetemos".

Señaló que normalmente los clientes que fuman se sientan a comer en áreas de fumadores. "Los clientes en México -expresó- no son tan quisquillosos como en otras partes del mundo".

Agregó que la Canirac evalúa el impacto de la nueva ley, aunque "sin duda el mayor impacto que puede tener es el económico, en el sentido de que nos obliguen a poner los dichosos muros para dividir las zonas".

Recordó que en el primer semestre del año la industria registró un nulo crecimiento, y a precios reales está por debajo, considerando la inflación.

Ahora ve
No te pierdas