Bhutto va por alianzas con opositores

La activista mantiene negociaciones con políticos para provocar la renuncia de Pervez Musharraf funcionarios de EU viajarán a Pakistán para levantar el estado de emergencia que impera en el p
Las tensiones políticas en Pakistán se han recrudecido en lo
ISLAMABAD (CNN) -

La ex primera ministra pakistaní, Benazir Bhutto, espera crear una alianza con islámicos y otros partidos de la oposición para lanzar una campaña que obligue al presidente Pervez Musharraf a renunciar a su cargo.

El general Musharraf, quien llegó al poder en 1999 tras un golpe de Estado, sumergió al país en una crisis el 3 de noviembre, cuando declaró un estado emergencia, suspendió los derechos constitucionales, detuvo a miles de opositores y censuró los medios de comunicación.

Bhutto, quien estuvo en conversaciones con Musharraf sobre compartir el poder durante meses, regresó a Pakistán en octubre tras ocho años de autoexilio, para trabajar con el presidente sobre una transición hacia un gobierno civil.

Pero molesta con la medida de Musharraf, Bhutto dijo el martes que su diálogo con el presidente había terminado y por primera vez le solicitó la renuncia a su mandato y a su cargo como jefe del Ejército pakistaní.

Bhutto también llamó por teléfono a viejos rivales, incluyendo al líder de la alianza islámica Qazi Hussain Ahmed y el ex jugador de cricket Imran Khan, quien fue detenido el miércoles por la policía, para formar una "coalición de intereses", dijeron oficiales del partido.

"Ella está tratando de unir a todos los partidos políticos en torno a una agenda mínima para que el país regrese a la verdadera democracia", dijo Latif Khosa, senador y asistente de Bhutto, por teléfono desde la ciudad de Lahore.

"La agenda mímima es la salida del general Musharraf y la formación de un gobierno neutral de consenso nacional para organizar elecciones libres y justas", agregó Khosa.

Musharraf, bajo la presión de sus aliados y rivales para que el país vuelva al sendero de la democracia, dijo el fin de semana que las elecciones se realizarían el 9 de enero. Pero no especificó la fecha para levantar el estado de emergencia.

El subsecretario de Estado estadounidense, John Negroponte, estará de visita a fines de esta semana en Pakistán para terminar con el estado de emergencia.

Pero Musharraf ya rechazó la misma petición de la secretaria de Estado estadounidense, Condoleezza Rice. "Estoy en total desacuerdo con ella", dijo el martes al diario New York Times. "La emergencia es para asegurar que las elecciones se realizarán sin disturbios".

Musharraf también dijo que Bhutto no tenía derecho a exigir su renuncia.

Musharraf dijo a la agencia de noticias británica Sky News que había considerado renunciar, pero que luego sintió que era el hombre que debe llevar a Pakistán a la democracia.

Ahora ve
No te pierdas