Ejército desaloja comunidad en Tabasco

Autoridades reubicaron a pobladores de Francisco I. Madero por riesgo de que un cerro se desgaj en Chiapas 6,000 campesinos que habitan en zonas aledañas al río Grijalva serán trasladados.
VILLAHERMOSA (AP) -

El ejército y fuerzas federales iniciaron el desalojo forzoso de una comunidad en la sierra de Tabasco, donde existe el riesgo de que un cerro se desgaje, informó el gobernador del estado, Andrés Garnier.

Agregó que se han destacado policías colonias inundadas de la capital para impedir que habitantes regresen a zonas bajas de Tabasco, a unos 655 kilómetros al sureste de la capital mexicana.

En la comunidad Francisco I. Madero habitan 400 personas, quienes desde hace una semana se niegan a salir pese a que el cerro presenta grandes grietas, dijo el lunes el gobernador a la AP.

''Instruí al presidente municipal para que los saquen, con todo respeto, porque no podemos permitir que haya un solo muerto, que los saquen'', señaló.

Dijo que también se tomó la decisión de no permitir el regreso de unas 3,000 familias a la colonia Gaviotas, al sur de la capital, la única zona que sigue inundada.

''No van a poder regresar, los vamos a reubicar, pero nadie entrará a esas casas'', sostuvo el gobernador.

Las autoridades creen, indicó, que en esa zona aledaña al río Grijalva podría haber muertos atrapados en las casas, luego que el pasado 30 de octubre se rompiera un bordo y el agua entrada como una avalancha, sin dar tiempo a muchas personas a salir.

Hasta el momento se ha confirmado oficialmente que 280 personas están ''extraviadas'' y no hay indicios suyos en ninguna parte, pero el gobierno estatal aún no los da por muertos.

En el estado vecino de Chiapas, unos 6,000 campesinos que habitan en comunidades cercanas al río Grijalva serán reubicados para evitar riesgos de inundaciones con el crecimiento del cauce fluvial. El caudal sube medio metro por día.

El gobierno de Chiapas informó en un comunicado que el crecimiento del cauce representa un enorme riesgo para miles de habitantes de 21 comunidades cerca de los márgenes del Grijalva, que se localizan a menos de 130 metros bajo el nivel del mar.

El derrumbe de un cerro sobre la comunidad San Juan del Grijalva el 4 de noviembre provocó enormes olas de lodo que arrastraron a la población. 15 murieron y 10 continúan desaparecidas.

El Gobierno chiapaneco asegura que los 6,000 campesinos serán reubicados en zonas estables. Los terrenos para la construcción de 600 casas ya están ubicados en el municipio de Ostuacán.

Las autoridades municipales indicaron que habitantes de estas comunidades en riesgo que no sean reubicados en Ostuacán, serán enviados al municipio aledaño de Tecpatán.

Ahora ve
No te pierdas