Cristina Kirchner ¿podrá con el paquete?

La presidenta electa tomará el liderazgo de Argentina de manos de su esposo, una transición iné recibe al país con una bonanza económica y un gran poder político respaldado en el Congreso.
Fernández se enfrenta al reto de convencer a la gente de que
BUENOS AIRES (CNN) -

Cristina Fernández de Kirchner se convertirá el lunes en la primera presidenta surgida de las urnas en la historia argentina, cuando reciba de su esposo un Gobierno con un gran poder político y un país con una bonanza económica que pocos hubieran imaginado años atrás.

Fernández llegará a la Casa Rosada con una posición dominante gracias a haber triunfado en las elecciones de octubre con una de las ventajas más amplias para unos comicios en el país.

Además contará con mayoría en ambas cámaras legislativas y con el apoyo de 19 de los 24 gobernadores provinciales.

"El escenario en términos de construcción política se plantea muy consolidado para el oficialismo", dijo Antonio Cicioni, director del CIPPEC, una entidad especializada en políticas públicas.

Los primeros mensajes de Fernández como presidenta electa la mostraron ceñida al modelo político y económico de su esposo, que condujo al país a una expansión inédita a tasas superiores a 8% anual desde que asumió en el 2003 gracias al alza de los precios de las materias primas, entre otras cuestiones.

Un mes después de ganar la presidencia duplicando el caudal de votos que había obtenido Kirchner -un 45% contra un 22% -, Fernández designó en su gabinete a siete de los 11 ministros que trabajaron con su marido.

La llegada al poder de esta mujer glamorosa que fuera congresista por casi dos décadas es vista mucho más como un segundo período que como una renovación, y si bien esa es una de sus fortalezas encierra también un reto.

"Cuando hay líderes tan fuertes como Kirchner es un desafío lograr que la gente no piense que gobierna Kirchner y no Cristina Fernández. Si las cosas siguen como están no tendrá mayor impacto, pero si no funcionan en la misma línea puede ser un problema", dijo Santiago Lacase, de la consultora Ipsos Mora y Araujo.

Y Kirchner no despejó demasiado las dudas al afirmar sonriente durante una entrevista el miércoles que, una vez en el llano, si su esposa lo consulta "le contestará".

Y la economía…

Históricamente, Argentina ha sido terreno de crisis económicas tan frecuentes como dramáticas y los analistas creen que allí están las principales vallas que enfrentará Fernández: la inflación, la necesidad de inversiones y la baja oferta de energía.

"Si esas cuestiones no son abordadas, existe el riesgo de que Argentina experimente una desaceleración significativa y eso podría cambiar la dinámica política del país", dijo Daniel Kerner, analista de Eurasia Group.

También el reparto de los ingresos del Estado a nivel nacional podría plantear otro desafío a esta abogada latinoamericanista de 54 años, porque algunos de los distritos más grandes del país tienen déficit estructural, dijo Cicioni

"Esto puede impactar en la relación entre gobernadores y Cristina Fernández y generar tensiones importantes", señaló en referencia a las provincias de Santa Fe, Córdoba, Buenos Aires y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Si bien la presidenta electa ha descartado realizar cambios drásticos, la creación de un Ministerio de Ciencia y Tecnología y la designación de un joven de 36 años en Economía fueron vistas como una apuesta por modernizar la gestión pública.

"No estamos aquí con discursos vacíos de promesa, estamos aquí con el testimonio del compromiso de lo hecho (...) Tengo mucha esperanza de que podamos darle mucha calidad institucional a esta etapa que se avecina", dijo durante su campaña presidencial.

Ahora ve
No te pierdas