Europa abre fronteras a países del este

Nueve países fueron integrados a la zona Schengen de la UE, que permite viajar sin pasaporte; se teme que la apertura aumente los delitos y la inmigración ilegal en la región.
Estudiantes polacos cortaron la reja de seguridad conocida c  (Foto: )
FRANCFORT ON ODER, Alemania (CNN) -

Los fuegos artificiales, la alegría y la música saludaron el viernes la ampliación de la zona libre de controles de la UE a nueve países de Europa del Este, aunque hay quienes están preocupados por el aumento de los delitos o la inmigración ilegal.

La expansión de la zona Schengen de la Unión Europea, que permite viajar sin pasaporte, es considerada por muchos como el final del Telón de Acero que dividía el antiguo bloque soviético y Occidente.

Un minuto después de la medianoche se extendió a Polonia, Eslovaquia, Hungría, la República Checa, Eslovenia, Malta, Letonia, Lituania y Estonia.

Con los 15 miembros actuales se crea un área de una tercera parte del tamaño de Estados Unidos, y permite viajar sin pasaportes en una distancia de 4,000 kilómetros desde Estonia hasta Portugal.

En la ciudad alemana de Francfort on Oder, en la frontera polaca, una de las fronteras políticamente más importantes de Europa y con un pasado de guerra, unas 2,000 personas lo festejaban con el himno de la UE, el "Himno a la alegría" de Beethoven, y fuegos artificiales.

"Esto es muy bueno. No hay fronteras, así que hay igualdad. Ahora la gente puede comunicarse y viajar de un sitio a otro sin controles," dijo la estudiante polaca Mikhalina Yszczak, de 23 años.

Una hora antes, las fronteras cayeron en los estados bálticos, incluida la ciudad letona-estonia de Valga-Valka, donde una de las calles principales había estado dividida por una frontera.

El cruce eslovaco-austriaco de Petrzalka/Bergen, la gente bebía y pedía sellos en los pasaportes como recuerdo.

"Aquí había soldados con ametralladoras y bloques cemento por los que ni siquiera podía pasar un tanque. Ni siquiera un ratón podía colarse," dijo el pensionista Kolomam Prekop.

Siguen las preocupaciones

La iniciativa para expandir el espacio Schengen, que obtuvo ese nombre de la localidad de Luxemburgo donde se firmó el primer acuerdo sobre libre circulación en 1985, se espera que impulse los negocios y el turismo.

Sin embargo, algunos en la Europa occidental temían un incremento de los delitos o que la UE será menos segura contra la inmigración ilegal.

En Austria, el pueblo de Deutschkreutz, cerca de Hungría, contrató a una firma de seguridad privada para patrullar las calles.

El canciller austriaco, Alfred Gusenbauer, admitió que existían preocupaciones, pero les quitó importancia.

"¿Qué es Schengen? No es criminalidad, no es incertidumbre, no es temor. Es un gran espacio de seguridad y estabilidad," afirmó.


Ahora ve
No te pierdas