EU renovará ojivas nucleares

El gobierno estadounidense diseñara nuevas armas después de más de dos décadas de no hacerlo; las ojivas que cambiará fueron fabricadas hace 40 años y sus elementos se están desgastando.
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

 El gobierno estadounidense seleccionó este viernes el diseño de una nueva generación de ojivas atómicas, dando un paso importante hacia la producción de armas nucleares por primera vez desde el fin de la Guerra Fría, hace dos décadas.

Los militares y el Departamento de Defensa seleccionaron un diseño del Laboratorio Nacional Lawrence Livermore de California, según fuentes oficiales que pidieron no ser identificadas porque todavía no se hizo un anuncio formal.

Muchas de las ojivas que tiene Estados Unidos fueron fabricadas hace 40 años y el plutonio y otros componentes se están deteriorando.

Ante la censura por el combate que lleva Estados Unidos hacia el desarrollo nuclear en Irán,  jefes militares y funcionarios del Departamento de Energía, que pidieron el aninimato, sostuvieron que las armas no serán un añadido al arsenal nuclear existente.

Aseguran que el nuevo diseño hará dispositivos seguros y confiables sin necesidad de hacer pruebas subterráneas, además podría utilizarse en los proyectiles Trident en submarinos y a la larga reemplazaría las del arsenal de la Fuerza Aérea, dijeron funcionarios.

La ojiva ha sido foco de una intensa competencia entre Los Alamos y Lawrence Livermore, los dos principales laboratorios de armas nucleares del gobierno.

Las dos instituciones presentaron diseños separados hace casi un año. El de Lawrence Livermore se basa en una ojiva ya puesta a prueba en una detonación subterránea en la década del 80. Los Alamos tenía un diseño basado en un nuevo enfoque todavía no puesto a prueba.

Mientras el país norteamericano planea la renovación de sus dispositivos nucleares, Corea del Norte acuerda una plática que se llevará a cabo la próxima semana para normalizar sus relaciones, en el marco del acuerdo del 13 de febrero donde aceptó tomar medidas para un desarme nuclear a cambio de 300 millones de dólares y beneficios diplomáticos y de seguridad.

En el 2005,los mandatarios George W. Bush y Vladimir Putin alcanzaron un acuerdo para combatir el terrorismo nuclear internacional.

El pacto ampliaba la ya existente 'Iniciativa contra la Proliferación Nuclear', un acuerdo encabezado por Estados Unidos y del que forman parte una docena de países para incautarse de armas no convencionales ilícitas que se transporten en el mundo.

En el 2002 ambos países firmaron un acuerdo de reducción de armas nucleares, en donde se comprometían en 10 años a reducir dos tercios de sus arsenales de largo alcance, mientras Estados Unidos se preparaba para retirarse formalmente del Tratado de Misiles Antibalísticos.

Ahora ve
No te pierdas