Trabajadores del IFE preparan defensa

Empleados cesados preparan movilizaciones contra un despido que califican de injustificado; el sindicato del organismo denuncia presiones contra los ex servidores para firmar su renuncia.
CIUDAD DE MÉXICO (Notimex) -

Trabajadores del Instituto Federal Electoral (IFE) preparan la defensa legal de los 278 empleados que fueron despedidos la víspera, así como movilizaciones y paros en rechazo a la medida, ya que a pesar de haber sido separados del cargo fueron obligados a presentar su renuncia.

El secretario general del sindicato del instituto, Germán Manuel León Rodríguez, informó que comenzó el acopio de expedientes de cada uno de los empleados que a partir de este jueves, ya no prestan más sus servicios dentro del organismo.

León Rodríguez adelantó que este fin de semana definirán los lugares, horas y fechas en las que se llevarán a cabo las movilizaciones para pronunciarse contra el despido, considerado injustificado, y que a decir del Instituto, es parte de las acciones para hacer frente al recorte por 720 millones de pesos (mdp) aplicado por la Cámara de Diputados.

Documentación oficial del IFE confirma que los ex trabajadores fueron condicionados a firmar su renuncia, o de lo contrario, no se les entregaría la liquidación, que la ley establece ante el despido o separación del cargo.

Por otro lado, ex trabajadores del instituto denunciaron recibir malos tratos durante la jornada de este jueves, cuando se presentaron a recibir su cheque de liquidación, incluso citaron que se les prohibió el libre acceso a las instalaciones del IFE.

Los ahora ex empleados, que pidieron el anonimato, afirmaron que su despido respondió a una selección arbitraria por parte de los titulares de las diferentes áreas, y no fue resultado de una evaluación previa sobre el desempeño y capacidad laboral de cada uno.

Expresaron que ayer fueron notificados de su separación del cargo y citados en los despachos contables de las diferentes áreas, en donde les exigieron que firmaran su renuncia, advirtiéndoles que en  caso de que se negaran a ello les sería levantada un acta y el asunto se resolvería por la vía legal.

A pesar de que los trabajadores fueron separados de su cargo, también fueron obligados a presentar su renuncia con carácter de irrevocable, como requisito para que pudieran recibir la compensación.

Entre los documentos en poder de los ex trabajadores, por ejemplo, existe un oficio de la Coordinación de Comunicación Social, enviado a una de las trabajadoras despedidas,a quien se le indica que la decisión de separarla del cargo fue producto del ajuste presupuestal que sufrió el IFE para el ejercicio fiscal 2007.

Por separado y en una hoja en blanco se presentó a los trabajadores la renuncia con carácter de "irrevocable", la cual debían firmar ante la advertencia que, de lo contrario, irían a un juicio y se demoraría la entrega de su liquidación.

Ahora ve
No te pierdas