UE celebra 50 años en medio de crisis

-
BERLÍN (AP) -

Los líderes de la Unión Europea celebraron el domingo medio siglo de unidad elogiando los logros del bloque para fortalecer la paz, la democracia y la prosperidad, y prometieron salir del estancamiento que ha impedido la aprobación de una nueva constitución.

“Estancamiento significa regresión'', advirtió la canciller alemana Angela Merkel a los otros líderes y los instó a avanzar para aprobar una nueva Constitución del bloque. ''Siempre debemos renovar la configuración política de Europa para mantenerla acorde a la época”.

Merkel pidió apoyo a un plan de Alemania que insta a la UE a adoptar una nueva Carta Magna antes del 2009. Esa Constitución reemplazaría a la propuesta que rechazaron los votantes franceses y holandeses en referéndums realizados en el 2005, generando una profunda crisis en el bloque.

Sin embargo, los líderes del bloque no se han puesto de acuerdo sobre qué partes de la vieja Constitución deberían mantenerse, y esas divisiones se hicieron evidentes en las celebraciones del 50 aniversario de la creación de la UE.

Alemania e Italia quieren preservar la mayor parte de los fundamentos del texto original. El primer ministro italiano Romano Prodi dijo a los líderes presentes en la reunión que ese documento era “una base muy sólida” para comenzar desde allí.

Sin embargo, el gobierno holandés insistió esta semana en que la nueva Carta Magna “debe ser bien diferente en contenido, magnitud y nombre” de la Constitución. Los polacos, checos y británicos, son aún más cautelosos sobre cualquier cambio de poder de las capitales nacionales a la sede de la UE.

Encontrar una solución no será fácil. Prodi dijo que las celebraciones del aniversario marcaban el final de “un período de luto” por la constitución que no logró ser aprobada, pero admitió que la UE necesita “redescubrir algo creativo” para encontrar la forma de salir adelante.

Es improbable que se realicen negociaciones importantes hasta después de los comicios presidenciales franceses de abril, en los que se alejará del gobierno Jacques Chirac, que participó de su última cumbre de la UE en Berlín después de 12 años en el poder.

Reflejando las divisiones, la Declaración de Berlín -que marcaba los 50 años que pasaron desde la firma del Tratado de Roma que llevó a la creación de la UE- no incluyó la palabra Constitución. En cambio, los 27 presidentes y primeros ministros sólo se comprometieron a poner al bloque en una ''nueva base común'' antes de que los 490 ciudadanos de los estados que lo conforman elijan a un nuevo Parlamento Europeo a mediados del 2009.

Ahora ve
No te pierdas