EU teme inmigración masiva de Cuba

Agencias policiales realizan simulacro de un posible éxodo balsero en caso de cambios en la Isl las autoridades esperan poder combatir la llegada de hasta 2,000 inmigrantes o "contrabandistas
DORAL, Florida (AP) -

Más de 85 agencias policiales federales y locales en Florida, iniciaron este miércoles un ejercicio de dos días, para prepararse en caso de una inmigración masiva desde el Caribe, como podría ocurrir tras un cambio de gobierno en Cuba.

Por cuestiones de seguridad, las autoridades se negaron a proporcionar detalles sobre los ejercicios. Sin embargo, sí indicaron que el entrenamiento pondrá a prueba la capacidad de coordinación de las agencias, para dar una respuesta.

''Estamos poniendo en práctica el plan de la misma forma en que las personas ejercitan los músculos, con el fin de que uno no se debilite ni se vuelva fláccido'', dijo Zachary Mann, portavoz de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza.

La Guardia Costera permitirá a los periodistas viajar el jueves durante la escenificación de una hipotética intercepción de un bote tripulado por ''contrabandistas'', pero otros ejercicios sólo simularán el uso de botes y otros vehículos.

Es el mayor ejercicio en su tipo desde que una orden presidencial en el 2003 creó la Fuerza Sureste de Tareas Especiales del Departamento de Seguridad Interior, con el fin de vigilar mejor las fronteras del sureste de la nación.

''El ejercicio mostrará nuestra unidad, y demuestra la determinación de nuestro gobierno federal de proteger nuestras fronteras'', dijo David W. Kunkel, contraalmirante del Servicio de Guardacostas.

Los expertos en asuntos de Cuba han expresado su preocupación de que la muerte de Castro, o un cambio significativo en el gobierno de la isla pudieran desatar migraciones similares a la de la crisis del Mariel en 1980, cuando Castro abrió temporalmente las fronteras de la isla.

Ese año, más de 125,000 personas zarparon de ese puerto cubano, tomando por sorpresa a las autoridades estadounidenses, y muchos de los que llegaron a Estados Unidos permanecieron en campamentos improvisados durante meses.

Kunkel dijo que la meta del ejercicio es detener en el mar al 95% de las personas que simulen ser inmigrantes, y aunque las autoridades intentan responder a una situación en que más de 2,000 indocumentados se dirigieran a Estados Unidos, se espera que sólo una decena de actores “simulen ser inmigrantes o contrabandistas” para participar en el entrenamiento.

Ahora ve
No te pierdas