Personas con sobrepeso propensas al asma

Tienen 50% más posibilidades de adquirir la enfermedad que la gente de peso normal; la pérdida de peso podría ayudar a reducir el número de casos de asmáticos.
De acuerdo con la OMS, al menos 400 millones de adultos en t  (Foto: )
CHICAGO (CNN) -

Las personas obesas y con sobrepeso son un 50% más propensas a desarrollar asma que aquellas de peso normal, lo que sugiere que la pérdida de kilogramos podría ayudar a reducir el número de casos asmáticos, señalaron investigadores estadounidenses.

El asma, una condición inflamatoria generalmente provocada por una alergia, puede causar sibilancias, tos y una dificultad para respirar que puede poner en riesgo la vida. Afecta a alrededor del 7% de la población adulta.

Por su parte, la obesidad y el sobrepeso son mucho más frecuentes, ya que afectan a cerca del 65% de los adultos de Estados Unidos.

Ambos tipos de problemas están aumentando y el nuevo estudio sugiere que estarían relacionados.

"El sobrepeso y la obesidad incrementan significativamente el riesgo de desarrollar asma", dijo el doctor E. Rand Sutherland, del Centro Nacional Médico y de Investigación Judío en Denver, Colorado, quien dirigió el estudio.

"Si se puede reducir sustancialmente la cantidad de personas con sobrepeso u obesidad, se obtendría una disminución en el número de nuevos casos de asma", agregó el investigador durante una entrevista telefónica.

El equipo de Sutherland, que publicó la investigación en la edición de abril de American Journal of Respiratory and Critical Care Medicine, dijo que una reducción importante de la incidencia de personas obesas o con sobrepeso podría disminuir la cantidad de nuevos casos de asma en Estados Unidos en 250,000 por año.

En los niños, donde la aparición de asma es cinco veces más frecuente que en los adultos, los investigadores sugieren que aún pequeñas disminuciones de peso podrían tener un fuerte impacto en la reducción de los nuevos diagnósticos de asma.

Sutherland señaló que el estudio provee otro motivo para desarrollar tratamientos efectivos para controlar el exceso de peso, condición que puede causar diabetes, alta presión arterial y ciertos cánceres.

Los investigadores observaron siete estudios sobre asma severo, que incluyeron a 333,102 pacientes.

El equipo indicó que la obesidad ya demostró causar problemas en la función pulmonar, incluso en las personas que no tienen asma.

Como consecuencia de ello, algunos pacientes obesos o con sobrepeso que dijeron tener asma estarían sufriendo, en cambio, de reducción del volumen pulmonar y restricción de la caja torácica producto de su exceso de peso, concluyó Sutherland.

Ahora ve
No te pierdas