Marchas a favor de inmigrantes en EU

Defensores de derechos e hispanos organizan concentraciones para este 1 de mayo; el año pasado un millón de personas se manifestaron en defensa de los indocumentados.
LOS ÁNGELES (AP) -

Grupos hispanos y defensores de los derechos cívicos ultimaron planes para realizar marchas en favor de los inmigrantes este martes en decenas de ciudades, pero reconocieron que difícilmente se repetirán las enormes manifestaciones del año pasado.

Con todo, los organizadores dijeron que las marchas reflejan un movimiento poderoso, resuelto a obtener la ciudadanía para los alrededor de 12 millones de indocumentados.

''El hecho que 12 millones de personas sin residencia legal no asistan a una marcha no significa que no quieren'', dijo Eduardo ''Piolín'' Sotelo, un conocido disc jockey en español. ''Yo les digo a mi audiencia que hagan lo que hagan, no dejen de hacer algo''.

Se prevén marchas, concentraciones y campañas para inscribir votantes desde Oregón, en el noroeste, hasta Florida, en el sureste.

En Miami, el presidente del Partido Demócrata, Howard Dean pensaba hablar con grupos de inmigrantes.

En Washington, unos 400 miembros de grupos asiáticos de todo el país se disponían a cabildear a legisladores. Se planificaron dos grandes manifestaciones en Los Ángeles, donde viven alrededor de 1 millón de indocumentados.

El año pasado, más de 1 millón de personas se manifestaron en todo el país el 1 de mayo. Pero marchas posteriores no tuvieron la misma convocatoria, los proyectos de ley se estancaron en el Congreso y las propuestas bipartidistas de otorgar a los ilegales un camino hacia la ciudadanía se volvieron más conservadoras.

Esto ha desalentado a muchos manifestantes, pero los organizadores dicen que han aparecido otros, furiosos por la falta de progresos en el Congreso.

''Antes los inmigrantes hispanos que venían legalmente solían ser más conservadores'', dijo Joe García, un cubano-estadounidense que dirige el local de Miami-Dade del Partido Demócrata.

''Pero ahora está tan mezclado con problemas de racismo e identidad que incluso los puertorriqueños y los cubanos se preocupan por la inmigración'', agregó.

Pero debido al auge de la represión en los últimos meses, muchos inmigrantes temen pronunciarse en público, un cambio importante con respecto al 2006, cuando algunos llevaban camisetas con la leyenda, ''Soy ilegal, ¿y qué?''

 

Ahora ve
No te pierdas