Protestas por arresto de inmigrantes

Cientos de personas se manifestaron ante las detenciones ocurridas el fin de semana en Ohio; la multitud se concentró para escuchar las historias sobre las acciones de inmigración.

Cientos de personas marcharon por esta ciudad del noreste de Ohio este lunes en protesta por la detención de 24 personas durante el fin de semana por agentes federales de inmigración.

Los manifestantes, entre 300 y 400 según la policía, marcharon cinco cuadras desde la iglesia católica de Santa María, donde el sábado muchos se ocultaron de los agentes de inmigración, hasta la municipalidad.

Varios manifestantes hicieron ondear banderas estadounidenses, y una gran bandera mexicana, antes de una marcha a lo largo de cinco cuadras con destino a la alcaldía de la localidad de Painesville.

Los manifestantes portaban letreros con leyendas como ''Venimos para trabajar y alimentar a nuestros hijos'' y ''No pueden deportarnos a todos'', reunidos ante la Iglesia de Santa María, donde muchos se refugiaron de los agentes del Servicio de Inmigración y Aduanas durante el operativo del sábado.

El religioso Elías Goiz, capitán del grupo caritativo Ejército de Salvación en Painesville, le pidió a los manifestantes mantener en alto las banderas estadounidenses y evitar responder a los ataques verbales de los automovilistas que pasaran por Painesville.

''Si alguien dice, 'vete a casa mexicano', no le vamos a responder. Estamos aquí para apoyar a las familias separadas por los arrestos'', dijo Goiz.

Goiz dijo que hay órdenes de deportación contra algunos de los detenidos, pero que no sabía cuántos de ellos eran indocumentados. En cualquier caso, dijo que los agentes federales ''se llevaron a todos'' los que encontraban en su operativo.

Verónica Dahlberg, directora del grupo Hispanas Organizadas de Lake y Ashtabula (HOLA), dijo que las autoridades no detuvieron solamente a personas con órdenes de deportación.

''Nuestra comunidad ha resultado profundamente dañada por lo que han estado haciendo desde el viernes, con estos arrestos implacables. Hay niños que se han quedado sin sus padres'', dijo Dahlberg.

Greg Palmore, vocero del Servicio de Aduanas, dijo que 24 personas fueron detenidas en el noreste de Ohio de viernes a domingo, por violaciones a las leyes migratorias, entre ellas algunas que regresaron al país luego de haber sido deportadas, además de criminales que incluyen al autor de varios delitos sexuales.

''Esta no fue una barrida al azar. Este era nuestro blanco. Estamos haciendo valer las leyes migratorias del país y asegurándonos de que sean aplicadas de manera justa'', dijo.

Hacia el final de la manifestación, la multitud se concentró en un parque para escuchar historias sobre personas detenidas.

Un chico de 10 años identificado como Ramón dijo entre lágrimas que echaba de menos a su padre. Myra Peña, de 17 años, dijo que los agentes de inmigración la habían sacado de la cama.

Ahora ve
No te pierdas