Hispanos no aceptan reforma migratoria

Grupos de hispanos rechazaron la reforma firmada por el Senado y la Casa Blanca sobre inmigraci “es un proyecto que atenta contra los valores de familia que caracteriza a los hispanos”, dicen
WASHINGTON (AP) -

Varios grupos hispanos expresaron el martes su oposición al acuerdo sobre inmigración entre la Casa Blanca y el Senado afirmando que insiste en soluciones impracticables, pero coincidieron en que era una ''última oportunidad'' para dialogar al más alto nivel sobre el tema antes de un receso de meses.

Oscar Chacón, director de la Alianza Nacional de Comunidades Latinoamericanas y Caribeñas (NALACC) dijo que si no se aprovechaba esta oportunidad para ''lograr un buen proyecto se abriría una larga espera'' debido a las elecciones presidenciales del próximo año y el reacomodo político que conlleva.

''Esto no quiere decir que si no se resuelve este año vamos a sentarnos a esperar'', dijo en una rueda de prensa en el Capitolio. ''Pero, si pasa algo en el actual debate vamos a luchar para que sea beneficioso para nuestras comunidades''.

El acuerdo sobre inmigración permitió al Senado iniciar el lunes el debate de un proyecto que crea un programa de trabajadores temporales y abre una eventual legalización de 12 millones de indocumentados mediante el pago de multas y salida del país en un periodo que puede durar de 13 a 18 años.

''Estamos profundamente preocupados'', dijo Gabriela Lemus, directora del Consejo Laboral para el Avance Latinoamericano (LCLAA). ''Este es un proyecto que atenta contra los valores de familia que caracteriza a los hispanos''.

El proyecto ha dividido a legisladores de los partidos demócrata y republicano y, según Chacón, se debe a que ''no resuelve el problema de legalización para los inmigrantes sino más bien abre un programa masivo de permisos de trabajo''.

Brent Wilkes, director de la Liga de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos (LULAC) consideró que el programa de trabajadores creará un grupo de habitantes en Estados Unidos que ''vendrán con permiso de trabajo pero que nunca podrán ser residentes legales''.

''Eso es humillante'', afirmó.

Lilian Rodríguez, presidente de la Federación Hispana, dijo que la comunidad latina, que representa la mayor parte de los inmigrantes indocumentados en Estados Unidos, ''quiere y seguirá luchando por una reforma migratoria práctica y humana''.

Ahora ve
No te pierdas