La BMV saca a la luz bonanza electoral

Los medios de comunicación vivieron una época dorada durante las elecciones; los incrementos en sus ganancias muestran el exceso del gasto de los partidos políticos.
Los candidatos presidenciales sumaron entre todos más de 40,
Por Regina Reyes-Heroles C.
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Una de las mejores señales del gasto excesivo en el que incurrieron los candidatos a la presidencia de la república el año pasado se encuentra en los reportes de la Bolsa Mexicana de Valores que registraron la época de bonanza de los medios de comunicación durante las elecciones.

El Instituto Federal Electoral (IFE) sancionó a los partidos políticos con una multa de 99.4 millones de pesos a causa de las irregularidades en sus gastos de campaña durante los comicios presidenciales del 2006.

En medio de lagunas de falta de información en el que no se ha dejado claro el gasto total de los partidos políticos en sus spots en medios de comunicación, quizá el mejor indicio del gasto millonario en publicidad aparece en los resultados financieros de las dos compañías televisivas y la empresa radiofónica que cotiza en bolsa.

En el segundo trimestre de 2006 Televisa reportó un incremento en sus ventas netas en televisión abierta de 21.6% en comparación con el mismo trimestre del año anterior (5,615.4 millones de pesos). TV Azteca, por su parte, en el mismo periodo, también vio un alza en sus ventas netas de 17% (2,653 millones de pesos). Grupo Radio Centro, en el segundo trimestre del 2006, registró ventas netas 62.4% mayores en comparación al mismo trimestre del 2005 (unos 234 millones de pesos).

Televisa, en su reporte trimestral atribuye el crecimiento a un mayor tiempo publicitario comercializado y una de las principales razones fueron “las campañas políticas relacionadas con las elecciones presidenciales en México”, según el reporte de la empresa. Por su parte, TV Azteca no atribuye razones específicas a sus ganancias. Sin embargo, en este trimestre la proyección de los partidos de fútbol del Mundial también contribuyeron al aumento en las ventas de ambas televisoras.

Lo mismo sucede con Grupo Radio Centro, que concede que el incremento fue en parte por los gastos publicitarios de los candidatos durante sus campañas electorales.

Los 99.4 millones que el IFE ahora quiere multar son sólo de aquellos spots no registrados. El órgano electoral detectó que los candidatos presidenciales sumaron entre todos más de 40,300 promocionales sólo en televisión entre el 19 de enero de 2006 y el 28 de junio.

Los candidatos presidenciales invadieron, durante el primer semestre del 2006, los canales de televisión con sus spots. Criticados por establecer una ‘guerra sucia’ entre ellos y luego por sobrepasar los gastos permitidos y establecidos por el órgano electoral, los partidos se enfrentan ahora no sólo a multas, sino a la próxima reforma del estado que promete prever el abuso de campañas en los medios de comunicación.

El IFE tuvo un presupuesto total de casi 12,000 millones de pesos, de los cuales destinó 40% al financiamiento público de los partidos políticos, aproximadamente 4,800 millones de pesos. Lo que los partidos invirtieron de más y por afuera de este presupuesto no se ha transparentado del todo.

El incremento en el costo de las campañas electorales no es una tendencia notable sólo en México, la democracia tiene un costo alto que se refleja en los gastos de campañas en los medios para promover a los candidatos como antes se hacía en las calles.

En el 2004 se llevaron a cabo las elecciones presidenciales y del Congreso en Estados Unidos y fueron las más caras en la historia de ese país. Se gastaron más de 4,000 millones de dólares en estos comicios, según datos de The Becker-Posner Blog, un blog del economista y ganador del Nobel, Gary Becker y, el juez Richard Posner.

Según datos del Censo de EU, cifras de La Comisión Federal Electoral reportaron que 122.3 millones de estadounidenses votaron en los comicios del 2004. En total, cada voto costó unos 32 dólares (unos 350 pesos).

Los candidatos en Estados Unidos juntan dinero de personas privadas y grupos, sin embargo, la información del total de su colecta es público. El presidente Bush gastó 306 millones de dólares y John Kerry, el candidato demócrata, gastó más de 241 millones de dólares, según datos de The Center for Responsive Politics (El Centro De Política Responsiva). Los republicanos gastaron, sólo en anuncios en medios 45.8 millones de dólares y los demócratas 24 millones de dólares, según un comunicado de prensa de la Comisión Federal de Elecciones en EU.

Estos gastos en medios no se habían visto en las campañas estadounidenses en elecciones presidenciales anteriores.

El Fondo Monetario Internacional reporta un PIB per cápita de México de 8,066 dólares, mientras que el de EU es de 44,190 dólares, más de cinco veces el de México. Los gastos electorales no necesariamente mantienen este radio.  

Los partidos en México erogaron un total de 1,978 millones de pesos para sus campañas, según la agencia de noticias gubernamental Notimex citando cifras del mismo IFE. De éstos, el  PRI y el PVEM erogaron 648.18 millones; 616.2 millones de pesos el PRD, PT y Convergencia; 584.8 millones de pesos el PAN; unos 68.5 millones erogados por Nueva Alianza; y 61.3 de Alternativa Socialdemócrata.

Según datos del IFE, los partidos no reportaron unos 281,000 spots o incluso algunos tampoco justificaron 100 millones de pesos.

La democracia, con todas sus ventajas, también ha tenido un alto costo financiero. Al IFE, cada voto le costó 288 pesos (unos 26 dólares), un monto que muestra que el gasto de la democracia en México ha sido elevado, inclusive sin tomar en cuenta los gastos que no se han transparentado.

En México, las ganancias de Grupo Radio Centro y las televisoras muestran sólo una rebanada de las ganancias totales de los medios de comunicación, una fracción de los gastos de las campañas presidenciales.

Los reportes de la Bolsa Mexicana de Valores, sólo abren una ventana a la cifra total.

Ahora ve
No te pierdas