Lula romperá el silencio

El presidente brasileño hablará a la nación por radio y televisión este viernes por la noche; esta será la primera declaración de Lula da Silva tras el desastre aéreo donde murieron 186 per
Lula da Silva, criticado por su silencio ante el accidente a
BRASILIA (AP) -

El presidente Luiz Inacio Lula da Silva, criticado por su mutismo ante la peor tragedia aérea del país, hablará a la nación por cadena de radio y televisión el viernes en la noche en su primera reacción tras el desastre aéreo ocurrido hace tres días cuando un avión comercial chocó en tierra contra un edificio causando la muerte de 186 personas.

Un despacho del servicio oficial de noticias Agencia Brasil indicó que Lula hablará, pero que el horario aún no estaba definido. La oficina de prensa del palacio de gobierno dijo que probablemente el mensaje sería a las 21:00 pm (2300 GMT).

Se espera que Lula anuncie medidas como una reducción del número de vuelos del aeropuerto de Congonhas, de Sao Paulo, estremecido por el accidente, el peor desde la caída en septiembre de un Boeing 737 de la aerolínea Gol con 154 personas a bordo, hasta entonces el mayor de la aviación de Brasil.

Lula también podría anunciar la apertura al sector privado de parte de las actividades de administración de los aeropuertos, en manos de una empresa estatal que maneja las más 60 de terminales del país, y duramente criticada por no anticipar obras de infraestructura y modernización de los aeropuertos para cubrir la creciente demanda, indicó el diario Estado de S. Paulo.

Debido al poco tiempo entre las dos accidentes aéreos, las autoridades de la aviación, civiles y militares, han estado bajo intensa presión al punto que políticos y gremios piden la renuncia de todos los jefes de las agencias aéreas.

La presidencia no se ha pronunciado sobre las versiones de que Lula removería al ministro de Defensa, Waldir Pires y al presidente de la estatal Infraero, brigadier retirado de la aviación, José Carlos Pereira.

A partir de la caída del Boeing, las terminales brasileñas comenzaron a sufrir retrasos y cancelación de vuelos, dejando varados a miles de pasajeros, debido a protestas de los controladores de las torres, al menos cuatro acusados por la justicia como corresponsables del accidente de Gol, reclamando por sus salarios y sobrecarga de trabajo.

Pero además se presentaron fallas en sistemas de los equipos técnicos de los aeropuertos, desde cortes de luz hasta apagones en computadores.

El congreso creó a fines del 2006 dos comisiones legislativas, una en la Cámara de Diputados y otra en el Senado, para investigar el accidente de Gol y la situación de la aviación civil del país. La comisión de diputados se reúne en la jornada para aprobar la comparecencia de algunos funcionarios y explicar la real situación de Congonhas.

Como el mandatario, de 61 años, es conocido por sus casi diarias apariciones, discursos y giras, su silencio desde el accidente ha sido criticado por políticos y comentaristas.

''Brasil, en este momento, es un país enlutado pro su mayor tragedia de la aviación'', dijo Jorge Bastos Moreno, columnista del diario O Globo. ''El país se siente huérfano por el silencio del jefe de la nación. El que se pronuncia sobre todo...después del accidente, no hay una palabra amiga del presidente Lula'', agregó.

Ahora ve
No te pierdas