GB declara culpables a terroristas

Tres hombres fueron declarados culpables por los intentos fallidos contra el sistema de transpo los musulmanes negaron las acusaciones porque los artefactos no estaban preparados para estalla
LONDRES (Agencias) -

Tres hombres de los seis acusados fueron hallados culpables el lunes de tramar una serie de atentados contra el sistema de transporte londinense el 21 de julio del 2005, dos semanas después de que una serie de ataques coordinados matara a 52 personas en la capital británica.

El jurado aún no había decidido sobre la culpabilidad de otros tres enjuiciados.

Los individuos habían sido acusados de tratar de detonar explosivos en mochilas en tres trenes del sistema subterráneo y en un autobús, en lo que hubiera sido una repetición de los atentados del 7 de julio. Los artefactos no detonaron y no hubo heridos.

El tribunal de Woolwich de esta capital declaró culpables a los musulmanes Muktar Said Ibrahim, de 29 años; Yassin Omar, de 26 y Ramzi Mohamed, de 25, por conspiración para asesinar.

Los tres acusados de origen africano fueron detenidos días después de su fallido atentado gracias a los videos de las cámaras de seguridad del metro.

El juez Adrian Fulford dijo al jurado de nueve hombres y tres mujeres que aceptaría un veredicto por una mayoría de 10-2 sobre los otros tres acusados, Hussain Osman, de 28 años; Manfo Kwaku Asiedu, de 34 y Adel Yahya, de 24.

Los sospechosos negaron las acusaciones, diciendo que los artefactos no estaban preparados para detonar, y que sus acciones eran una forma de protestar contra la guerra en Irak.

Los veredictos fueron divulgados luego de un proceso de seis meses en una corte penal de Londres, y apenas días después que la policía descubrió otro complot para hacer detonar vehículos cargados de explosivos en el distrito de clubes nocturnos de Londres y que dos hombres hicieron estallar una camioneta incendiada contra la terminal aérea de Glasgow.

La banda condenada el lunes mezcló agua oxigenada y harina chapati en una fábrica de bombas en Londres para crear un explosivo potencialmente letal. Los explosivos fueron colocados en tubos de plástico y los detonadores contenían TATP, un explosivo usado por los terroristas del 7 de julio.

Omar y Mohamed activaron sus artefactos en dos vagones del subterráneo de Londres, pero nada ocurrió. Un par de horas más tarde, el artefacto colocado por Ibrahim en un autobús de doble cubierta tampoco estalló.

La policía dijo que exámenes de laboratorio demostraron que todos los artefactos podrían haber estallado. Se ignora por qué eso no ocurrió.

Ahora ve
No te pierdas