México y España ven acuerdo en migración

México espera alcanzar un acuerdo migratorio con España en la próxima reunión bilateral; el embajador del país en Madrid confía en que las medidas para los turistas sean menos duras.

El embajador de México en Madrid, Jorge Zermeño, confió este lunes en que su país y España alcancen en breve un acuerdo migratorio pendiente que permita a mexicanos trabajar de manera legal en la nación ibérica.

"Hay buena disposición de ambas partes que indican que puede darse un acuerdo de migración concertada en la próxima reunión binacional", prevista para el 15 y 16 de octubre en esta capital, dijo Zermeño en rueda de prensa.

Para esa reunión se espera la participación de los responsables de las carteras de Turismo, Educación y Seguridad de ambos países.

Zermeño se pronunció porque los resultados de estas reuniones de equipos de trabajo en cada materia resulten en beneficio de los mexicanos que viven a ambos lados del Atlántico.

El representante mexicano indicó que el jefe del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, abordó en su pasada visita a México con el presidente Felipe Calderón algunos de los temas que van a profundizarse durante estas jornadas de trabajo.

Zermeño se refirió, por ejemplo, a la intención de los gobiernos de los dos países de dotar a su relación bilateral la importancia que requiere, pues, entre otras cosas, hoy el país ibérico es el principal inversionista directo de México.

El diplomático se refirió que dentro del plan nacional de infraestructura anunciado por el gobernante mexicano, varias empresas españolas ya concursan por la adquisición de contratos de grandes obras.

Admitió que en la próxima reunión binacional se tocarán temas como el endurecimiento de medidas por parte de las autoridades españolas para el ingreso de turistas mexicanos, tras la expulsión en los últimos meses de connacionales, aunque dijo que éstas han disminuido.

Los participantes en la Reunión Binacional México-España, que será inaugurada el lunes 15 de octubre en el madrileño Palacio de Santa Cruz, serán recibidos por el rey Juan Carlos y Rodríguez Zapatero.

Por otra parte y a pregunta expresa, Zermeño se mostró a favor, en su calidad de ex presidente de la mesa directiva del Congreso mexicano, de la reforma electoral en su país.

Señaló que, en su opinión, esa reforma "hace más barata la democracia" y negó que la misma atente contra la libertad de expresión.

Ahora ve
No te pierdas