Países piden cese a represión en Myanmar

Europa pidió a la ONU imponer sanciones a esa nación controlada desde hace décadas por militare la televisión local informó que el número de muertos por las protestas de este jueves subió a n
El gobierno se comprometió a moderar su respuesta ante las p
RANGÚN, BRUSELAS (Agencias) -

La cifra de muertos por las protestas en Rangún se elevó a nueve personas y 11 resultaron heridas el jueves, durante las mayores manifestaciones en contra de la junta militar en cerca de 20 años, dijo la televisión estatal de Myanmar, antigua Birmania.

El noticiero informó que 31 oficiales de seguridad también fueron heridos en los incidentes durante los cuales, según se indicó, los manifestantes intentaron tomar sus armas.

Por su parte, la junta de Myanmar dijo que está mostrando moderación ante el alzamiento de monjes budistas y población civil, dijo un diplomático.

"El Gobierno está comprometido a mostrar moderación con su respuesta a las provocaciones", afirmó el delegado, quien asistió a una reunión de diplomáticos convocada por el ministro de Relaciones Exteriores en la nueva capital de Myanmar, Naypyidaw.

El ministro culpó a los manifestantes de instar a "elementos destructivos internos y externos", dijo el diplomático.

Las manifestaciones se iniciaron a mediados de agosto con esporádicas marchas de civiles en contra de los severos aumentos a los precios del combustible.

El Parlamento Europeo (PE) aprobó este jueves una resolución en la que pidió a Naciones Unidas (ONU) imponer sanciones económicas a Myanmar, país afectado desde hace varios días por el enfrentamiento de opositores contra el régimen militar.

El PE emplazó a la Unión Europea (UE) a establecer contacto con Estados Unidos y otros miembros de la comunidad internacional con carácter de urgente para preparar una serie de medidas adicionales, "incluidas sanciones económicas específicas" para Myanmar.

En el texto, aprobado en la sesión plenaria de Estrasburgo, Francia, por 563 votos a favor, tres en contra y cuatro abstenciones, el PE "expresa su horror" por el asesinato de manifestantes pacíficos e instó a las fuerzas de seguridad de ese país a que regresen a los cuarteles.

Asimismo, apeló al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon a adoptar medidas encaminadas a facilitar la "reconciliación nacional y la transición a la democracia en Myanmar.

La resolución elogió "la valerosa acción de los monjes birmanos y de las decenas de millares de otros manifestantes pacíficos que se enfrentan al régimen antidemocrático y represivo que impera en Myanmar" y condenaron la "brutal respuesta" de las autoridades.

Las medidas actuales de la UE contra Myanmar incluyen la prohibición de entrada a los líderes de ese país, un embargo de armas y la prohibición de cooperación militar, pero no existen sanciones económicas.

La UE y Estados Unidos presentaron ayer una declaración conjunta en Nueva York que entre otras cosas, pidió al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas que considere la posibilidad de imponer sanciones económicas a Myanmar.

Los diputados del Parlamento Europeo, en una enmienda oral,  criticaron por otra parte, el veto de China a una declaración del Consejo de Seguridad de la ONU en la que se condenaba el uso brutal de fuerza por parte del régimen contra manifestantes pacíficos.

Además, dejaron claro que si el veto chino impide a la comunidad internacional actuar para evitar que se repitan las matanzas masivas de 1998, esto podría repercutir en los Juegos Olímpicos de 2008 en China.

Ahora ve
No te pierdas