Los migrantes cada vez ganan más

El número de mexicanos en Estados Unidos que percibe el salario mínimo se reduce; el porcentaje de migrantes que ganan más de un salario mínimo subió de 36% a 42% en diez años.
Juliana Fregoso
CIUDAD DE MÉXICO (Excélsior) -

Pese a la falta de una reforma migratoria que les garantice mejores condiciones laborales, cada día son menos los trabajadores migrantes en Estados Unidos que trabajan por el sueldo mínimo revela un estudio del Pew Hispanic Center que destaca que de 1995 a 2005 los empleados que ganan más del mínimo aumentó del 36% al 42%.

Sin embargo, los trabajadores de origen mexicano siguen siendo los que registran ingresos más bajos, al ubicarse el 40%de su fuerza laboral entre los que menos ganan y sólo un cuatro por ciento entre el de mayores ingresos.

“Los hispanos que llegaron en este periodo son un poco mayores que los que lo hacían en el pasado, tienen más experiencia, educación y generalmente llegan a emplearse en los sectores de la  construcción o en otros más calificados que la agricultura”, determina el estudio.

En 1995, el porcentaje de empleados inmigrantes hispanos sin estudios de bachillerato era de 63%, para el 2005 bajó a 56.4%, mientras que los que tienen grado de licenciatura aumentó de 6.4% a 8.4%.

Otro factor que determina el incremento en los ingresos de los migrantes es que cada vez son más los trabajadores que dejan el empleo agrícola para sumarse a la construcción o a otros rubros que se ofrecen en las ciudades industrializadas.

El grupo que mostró mayor incremento tanto en número de empleados como en ingresos es el asiático, que en promedio registra un aumento de 25 por ciento en la paga por hora trabajada así como un incremento de 176% en el número de trabajadores catalogados dentro del grupo de más altos ingresos.

Entretanto, el número de mexicanos con ingresos mínimos bajó de 48% a 40% para representar actualmente 2.3 millones de personas. Únicamente cuatro por ciento de los trabajadores de este grupo, ya sea de manera legal o ilegal, está dentro del grupo de mayores ingresos y son, principalmente, quienes tienen estudios universitarios.

En los últimos 20 años, el porcentaje de extranjeros que se integraron a la vida laboral en el país vecino aumentó de 7% a 15%, siendo los latinos los de mayor presencia y la minoría que se espera tenga también más crecimiento en la próxima década.

Actualmente, la población sin permiso para trabajar asciende a 12 millones de personas, de las cuales 66% tienen un promedio de 10 años trabajando en esta situación, el resto ha vivido en estas circunstancias durante un lapso de cinco años. También se estima que de este total de trabajadores indocumentados más de un millón son niños.

El Pew Hispanic Center es un centro de investigación que se encarga de monitorear constantemente la situación de los migrantes en el país vecino.

Ahora ve
No te pierdas