Comienza rescate de rehenes colombianos

La Cruz Roja inició operaciones para trasladarse en helicóptero al lugar especificado por las F las fuerzas armadas de Colombia cesaron operaciones por 12 horas en una zona selvática del país
En diciembre pasado hubo un intento similar para rescatar a
CARACAS (CNN) -

La Cruz Roja Internacional dijo el jueves que comenzó la operación de rescate de las dos rehenes colombianas que las FARC prometieron entregar al presidente venezolano, Hugo Chávez.

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) entregaron a Chávez las coordenadas para recibir a las políticas Consuelo González y Clara Rojas, según dijo el miércoles el mandatario, anuncio que posteriormente tuvo el visto bueno del Gobierno colombiano.

"En este momento puedo confirmar que la operación está en curso, ya el Comité Internacional de la Cruz Roja, en coordinación con el Gobierno de Colombia y el Gobierno de Venezuela, van rumbo a la búsqueda de Clara Rojas y Consuelo González de Perdomo", dijo la portavoz de la Cruz Roja en Venezuela, Irma Álvarez, al canal de televisión estatal.

La funcionaria sostuvo que la operación comenzó con la salida de las aeronaves.

Colombia cesa actividades militares

Las Fuerzas Armadas de Colombia iniciaron el jueves una suspensión por 12 horas de sus operaciones militares en una zona selvática del sureste del país, en el comienzo de una misión humanitaria de Venezuela para recibir a dos políticas secuestradas por la guerrilla.

El ministro de Defensa, Juan Manuel Santos, informó que el cese de operaciones militares comenzó a las 06:00 hora local (11OO GMT).

La suspensión busca facilitar que las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) dejen en libertad a Consuelo González y Clara Rojas, en una misión que de concretarse se convertirá en la primera liberación unilateral de rehenes de alto perfil por parte de la guerrilla.

Dos helicópteros venezolanos con los emblemas del Comité Internacional de la Cruz Roja Internacional llegarán al aeropuerto de la ciudad de San José del Guaviare, capital del departamento del Guaviare, para abastecerse de combustible y partir a algún lugar de la jungla para recibir a las rehenes, quienes han permanecido alrededor de seis años secuestradas.

"Los helicópteros deben salir tipo seis y media de la mañana de Venezuela, llegar a San José del Guaviare y de allí salir alrededor de las nueve y media de la mañana al sitio para recoger a las secuestradas y salir nuevamente para Venezuela", explicó Santos a periodistas.

El ministro aseguró que aunque se acordó con la Cruz Roja la suspensión de operaciones militares por 12 horas, el Gobierno de Colombia está dispuesto a prolongar el plazo en la eventualidad de que se registren inconvenientes como malas condiciones meteorológicas que dificulten la misión.

La región en donde se suspendieron las operaciones militares y en donde se prevé la liberación es una amplia zona selvática con extensos cultivos de hoja de coca -materia prima de la cocaína-, con alta presencia de las FARC y escenario de intensas acciones de las Fuerzas Militares y de la policía contra la guerrilla y el narcotráfico.

La misión para recibir a las dos políticas fue autorizada el miércoles por Colombia después de que la guerrilla le suministró al presidente de Venezuela, Hugo Chávez, las coordenadas del lugar en donde se producirá la entrega, más de una semana después de que fracasó una gestión similar.

Segunda misión de Venezuela

La primera misión se suspendió por la demora de las FARC para revelar las coordenadas del sitio de la entrega y porque no tenían en su poder a Emmanuel, el hijo que Rojas tuvo en el cautiverio con un guerrillero.

La guerrilla, que sufrió un golpe a su credibilidad y profundizó su imagen de crimen y secuestro ante el mundo con su incumplimiento a la promesa de Chávez para liberar a los rehenes, admitió que el pequeño Emmanuel, de más de 3 años, se encuentra bajo protección del Gobierno colombiano desde el 2005.

De acuerdo con las autoridades de Colombia la guerrilla dejó el niño al cuidado de un campesino en el pueblo de El Retorno, en el Guaviare, pero éste debió llevarlo meses después a un hospital por los problemas de salud que presentaba.

Los médicos, al detectar el grado de abandono y desnutrición del niño, decidieron dejarlo bajo custodia de un instituto de protección infantil que luego ordenó su traslado a San José del Guaviare y posteriormente a Bogotá.

El incumplimiento de las FARC golpeó a Chávez, pero la entrega de las rehenes le permitiría oxigenar su imagen después de que en diciembre perdió un referendo con el que buscaba profundizar el socialismo en Venezuela, según analistas.

Las FARC prometieron la entrega de González, Rojas y su hijo Emmanuel como un acto de desagravio a Chávez después de que Uribe, quien consiguió una victoria política al demostrar que no tenían en su poder al niño y que engañaron a la comunidad internacional, suspendió en noviembre su mediación ante la guerrilla para buscar la liberación de 47 rehenes.

"Se trata de un tributo tardío de las FARC al presidente Chávez por sus esfuerzos humanitarios y políticos y por todo el reconocimiento internacional que les ha dado", dijo el analista político Vicente Torrijos.

"Aunque las FARC no logran con este gesto recuperarse de los graves errores y reveses que han cometido, sí recuperan un margen de maniobra política que les permitirá por lo menos retomar el papel de interlocutor activo", aseguró.

Pese a las posiciones radicales del Gobierno de Colombia y de las FARC para llegar a un acuerdo que permita intercambiar a más de 40 rehenes secuestrados por 500 rebeldes encarcelados, la entrega de González y Rojas enciende una luz de esperanza para que se puedan concretar otras liberaciones como la de la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt.

"Esta tarea tiene que ser el gran inicio de una tarea que dé como resultado la liberación de todos los secuestrados", dijo la senadora colombiana del opositor Partido Liberal Piedad Córdoba, cercana a Chávez.

Ahora ve
No te pierdas