Chávez, por impuesto a "ganancia súbita"

El impuesto obligaría a las empresas petroleras a pagar más cuando sube el precio del crudo; el mandatario negó que pretenda cortar el sumnistro de petróleo a EU.
Chávez asegura que continuará el suministro de petróleo a EU

El presidente venezolano, Hugo Chávez, dijo el domingo que considera aplicar un impuesto a la "ganancia súbita", que obligaría a las empresas petroleras a pagar mayores tributos al Estado cuando haya incrementos considerables de los precios del combustible.

El mandatario explicó que tomó la idea del premio Nobel de Economía Joseph Stiglitz sobre un tributo cuando no existe una relación directa entre un incremento en los precios con un aumento en los costos operativos.

"Quiero que me presenten pronto la recomendación para lo que pudiéramos llamar el impuesto a la ganancia súbita", solicitó a sus ministros el gobernante en su programa semanal de televisión "Aló, Presidente".

"Aquí nunca lo hemos cobrado y otros países lo cobran", agregó.

Temores a una recesión de la economía de Estados Unidos han presionado al crudo desde el récord de más de 100 dólares alcanzado a inicios de enero, pero la batalla entre Venezuela y ExxonMobil por la nacionalización en el 2007 de un proyecto de crudo pesado apuntaló los precios la semana pasada.

Venezuela, uno de los principales proveedores de crudo de Estados Unidos, suspendió sus envíos a Exxon luego de que la firma lograra dictámenes para congelar más de 12.000 millones de dólares en fondos y activos de la estatal PDVSA.

El Gobierno venezolano ha incrementado en años recientes las exigencias fiscales a firmas que trabajan en el país, como parte de un plan para aumentar el control de sus recursos energéticos.

En el país operan firmas internacionales como la estadounidense Chevron, la francesa Total, la británica BP y la noruega Statoil, entre otras.

Petróleo a EU

En su programa dominical Chávez negó que su gobierno pretenda cortar el suministro de petróleo a Estados Unidos, a menos que la compañía Exxon Mobile ''insista'' en la batalla legal en contra de la estatal petrolera venezolana.

''Nosotros no tenemos planes de dejar de enviar petróleo a los EU'', dijo Chávez.

El mandatario explicó que continúa el suministro, a pesar de la advertencia que hiciera hace una semana al gobierno de los Estados Unidos, cuando contestó a la demanda anunciada por la compañía Exxon contra Petróleos de Venezuela, PDVSA.

Denamda contra Exxon

Chávez, dijo que su país podría abrir un proceso judicial contra la empresa Exxon Mobil, luego que trabajadores petroleros denunciaron que la transnacional estadounidense sacó crudo sin pagar impuestos.

"Si existen las evidencias, habrá que buscar un fiscal y abrir una causa contra Exxon Mobil y demostrar cómo nos robó y cómo la vieja política que gobernó a Venezuela y la vieja PDVSA entregaron el país y permitieron el saqueo", señaló Chávez.

El jefe de Estado escuchó varios testimonios de obreros que trabajaron para la Exxon Mobil antes de que el Estado expropiara las operaciones de la firma estadunidense en la franja petrolera del Orinoco.

De acuerdo con un despacho de la estatal Agencia Bolivariana de Noticias (ABN), los trabajadores reportaron al mandatario que "Exxon Mobil extrajo y envió al exterior más de 400,000 barriles de crudo sin cancelar los montos correspondientes al régimen fiscal".

Ahora ve
No te pierdas