Obama va por la nominación demócrata

Los aspirantes a contender contra John McCain se enfrentan en comicios en Oregon y Kentucky; Clinton se perfila como la ganadora en la primera región, mientras que Obama en la segunda.
WASHINGTON (CNN) -

Barack Obama dará un gran paso en su intento de obtener la nominación demócrata para las elecciones presidenciales cuando este martes se vote en Oregon y Kentucky, pero su rival Hillary Clinton aún se mantiene con esperanzas.

Tras los resultados del martes, Obama será capaz de reivindicar como propios a la mayoría de los delegados elegidos en una larga batalla estado por estado con Clinton, y espera que ese hito señale el principio del final de la agotadora carrera.

Aunque aún le faltarán entre 50 y 75 delegados para sumar los 2,026 necesarios para lograr la candidatura en la convención demócrata de agosto, espera que más superdelegados -miembros del partido que tienen libertad para apoyar a quien quieran- se inclinen por él.

"Una clara mayoría de delegados elegidos enviará un mensaje inequívoco: la gente ha hablado, y está lista para el cambio", manifestó en un correo electrónico a sus simpatizantes del senador por Illinois su director de campaña, David Plouffe.

Clinton, que lleva semanas ignorando la casi indescontable ventaja de su rival y ha descartado retirarse de la carrera antes de las últimas primarias -se celebrarán el 3 de junio-, insistió en su mensaje.

"No hay modo en que esto vaya a acabar pronto porque vamos a seguir luchando por la candidatura", dijo en un mitin en Prestonsburg, Kentucky, uno de los cinco que celebró en un largo último día de campaña.

La senadora por Nueva York dijo que los superdelegados deberían reconsiderar su opinión porque ella sería un rival más duro frente al republicano John McCain en las elecciones de noviembre.

Además, la ex primera dama añadió que sus victorias en estados grandes como Pensilvania y Ohio le dan una base de apoyo más amplia que la de Obama.

Para ello destacó unas declaraciones en ese sentido de Karl Rove, antiguo asesor del presidente George W. Bush. "Ha habido un montón de análisis acerca de quien de nosotros es más fuerte para ganar contra el senador McCain, y yo creó que soy la candidata más fuerte", dijo Clinton.

Obama es el favorito en Oregon, donde las encuestas le dan una ventaja de entre 4 puntos y cifras de dos dígitos, mientras que Clinton lo es en Kentucky. Ambos estados darán una total de 103 delegados.

Las urnas se cerrarán en Kentucky a las 19:00 horas locales y a las 20:00 en Oregon. Los resultados se esperan poco después.

Obama dice que los restantes superdelegados que siguen indecisos deberían darle su apoyo puesto que va ganando en delegados elegidos.

El senador por Illinois celebrará los resultados del martes con un mitin en Iowa, campo de batalla para la elección general donde hizo su explosiva aparición con un gran triunfo en la primera votación demócrata el 3 de junio.

Un recuento de MSNBC le da a Obama 1,901 delegados, frente a los 1,724 de Clinton. Tras el martes, solo quedarán tres primarias más, con 86 delegados en juego.

Algo más de 200 superdelegados siguen indecisos.

Obama ha sido cauto a la hora de presionar a Clinton para que abandone. Ambos han evitado criticarse desde la victoria del senador en Carolina del Norte, tras lo cual él se ha centrado en McCain.

El equipo de campaña de Clinton envió un memorando a la prensa diciendo que cualquier intento de Obama por autoproclamarse ganador de la nominación sería "una cachetada en la cara" de los simpatizantes de Clinton.

Ahora ve
No te pierdas