Realeza festeja triunfo de España

El rey Juan Carlos y la reina Sofía fueron invitados por la UEFA a la fiesta de la Eurocopa 200 miles de españoles festejan en la calle el triunfo de su selección ante Alemania.
La Eurocopa, ganada por España, representa regalías para las
VIENA (CNN) -

El rey y la reina de España presenciaron este domingo la final de Eurocopa 2008 de fútbol en el estadio Ernst Happel de Viena y festejaron el triunfo del conjunto ibérico 1-0 sobre Alemania.

El rey Juan Carlos y la reina Sofía, y el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, estaban incluidos en una lista de invitados especiales que distribuyó la UEFA antes del partido decisivo del torneo.

En esa nómina también figuraban el actor de Hollywood Harrison Ford y el ex secretario de estado de Estados Unidos Henry Kissinger,

La selección española se impuso 1-0 sobre Alemania, con gol del delantero Fernando Torres, y ganó el segundo título continental de su historia.

Por su parte, la delegación germana estaba encabezada por la canciller Angela Merkel, quien asistió regularmente a los partidos del conjunto nacional desde que comenzó la Eurocopa el 7 de junio.

El actor Ford, el cantante español de opera Plácido Domingo y el artista jamaiquino de reggae Shaggy -cantante de los dos temas de la mascota del torneo-, figuraron entre otros invitados especiales de la industria del entretenimiento.

En la lista estaban incluidos también algunos grandes ex deportistas y autoridades, como el ex campeón del mundo de Fórmula Uno Michael Schumacher, el campeón del Mundial de fútbol de 1974 Franz Beckenbauer, el presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Jacques Rogge, y el presidente de la FIFA, Joseph Blatter.

Por su parte, miles de españoles eufóricos salieron a la calle el domingo para celebrar la victoria de la selección en la final de la Eurocopa 2008 ante Alemania.

Los aficionados agitaban la bandera rojigualda en una calurosa noche de verano, celebrando y gritando "Viva España", dando inicio a la fiesta por la obtención del trofeo europeo.

"No podía verlo. No puedo creerlo. Ellos de verdad se lo merecen", afirmó Eva Lumbreras, una maestra de 38 años, que salía de su casa en Madrid para unirse a otras personas que observaban los fuegos artificiales en la calle.

Autos y motocicletas atestaron las calles haciendo sonar las bocinas y agitando banderas españolas.

También hubo miles de espectadores con la cara pintada con los colores nacionales gritando y abrazándose en la Plaza de Colón, en el centro de Madrid, donde el partido fue retransmitido en una pantalla gigante.

Esta es la primera vez que España gana un torneo mayor desde su victoria ante la Unión Soviética en la Eurocopa de 1964.

"Estoy llorando, esperé 44 años por esto", gritó por teléfono el ingeniero Héctor López, en un bar en el centro de la capital. "Teníamos que probar que podíamos y lo hicimos. Esto va a darle al país un empujón", agregó.

Ahora ve
No te pierdas