Es la hora de la paz definitiva: Uribe

El Presidente colombiano tiene toda la voluntad de poner fin al conflicto violento; anunció una reforma para evitar la penetración de la delincuencia y grupos armados en la políti
El presidente Álvaro Uribe dijo que tiene toda la volutad de
BOGOTA (CNN) -

El presidente de Colombia, Álvaro Uribe, dijo este domingo que su Gobierno tiene toda la voluntad para hacer la paz y poner fin al violento conflicto interno de más de cuatro décadas que azota el país andino.

Durante la instalación de un nuevo periodo de sesiones ordinarias del Congreso, el popular mandatario anunció una reforma constitucional para evitar la penetración de la delincuencia y los grupos armados ilegales en la política.

El Congreso colombiano es sacudido por un escándalo y una crisis política que tiene en la cárcel a más de 30 legisladores, mientras que un número similar, la mayoría aliados de Uribe, son investigados por sus presuntos nexos con los desmovilizados escuadrones paramilitares de ultraderecha.

"Deberíamos entrar en la hora de la paz definitiva. ¿Por qué no se hace la paz definitiva? El Gobierno tiene toda la voluntad", afirmó Uribe.

El presidente anunció que su Gobierno insistirá ante el legislativo para que se sancione el consumo de la dosis personal de drogas y sostuvo que el permitirlo desestimula la lucha de las Fuerzas Armadas contra el narcotráfico.

"No hay proporción entre la lucha contra el narcotráfico y la permisividad con la dosis personal. Nadie comprende que se haya extraditado a más de 800 personas en los últimos años y se autorice el consumo con la disculpa de su prohibición en lugares públicos o en presencia de menores", explicó.

"Más difícil la prevención y la rehabilitación sin sanción al consumo, que con el debido castigo", agregó.

El mandatario se refirió a asuntos económicos como la inflación, las tasas de interés, la deuda y el gasto público, obras de infraestructura, impuestos y política social.

Uribe dijo que Colombia no está en presencia de una inflación monetaria sino que sufre las consecuencias de un alza mundial de los precios en los combustibles y alimentos.

Aumento de producción

"El aumento de producción es la respuesta necesaria. Nos preocupa que las tasas de interés desmotiven consumos y encarezcan producción, finalmente esta sea reducida y se incremente la inflación", declaró el mandatario.

El presidente recordó que para este año su Gobierno reducirá el gasto público en 1.5 billones de pesos (844 millones de dólares), mientras que en el 2009 la programación inicial fue disminuida en más de 9 billones de pesos (5,064 millones de dólares).

Sin embargo, anunció que para el próximo año hay gastos imperativos y extraordinarios que no se pueden reducir y que ascienden a 2.8 billones de pesos (1,575.5 millones de dólares).

"La reducción del gasto no debe afectar la Seguridad Democrática, la necesidad de des atrasar la infraestructura y la política social", sostuvo.

Uribe impulsa una agresiva política de seguridad que permitió reducir los asesinatos, las masacres, los secuestros y los ataques contra la infraestructura económica del país, mientras que obligó a la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y del Ejército de Liberación Nacional a replegarse.

La ofensiva militar contra la guerrilla, respaldada por Estados Unidos, permitió mejorar la seguridad en un país en donde sus habitantes no se atrevían a usar las carreteras por temor a ser secuestrados por los rebeldes.

Los analistas y empresarios califican la política de seguridad de Uribe como uno de los principales motores para el aumento de la inversión extranjera y del crecimiento sostenido de la economía en los últimos años.

"El país necesita estabilidad tributaria como factor de confianza. El Gobierno prefiere recortes en el gasto público, que producen sacrificios a corto plazo, que bandazos tributarios que afectan la inversión y derivan en sacrificios a mediano y largo plazo", concluyó el presidente.

Ahora ve
No te pierdas