Tormenta Edouard toca tierra en Texas

El fenómeno llegó a la costa noroeste del estado con vientos de hastas 100 kilómetros por hora; la tormenta tropical ha provocado intensas lluvias y severas inundaciones en Houston.
DALLAS (Notimex) -

La tormenta tropical Edouard llegó el martes temprano a la costa alta de Texas, provocando lluvias torrenciales y vientos cercanos a los 100 kilómetros por hora, dijeron meteorólogos estadounidenses.

La intensidad de Edouard, la quinta tormenta tropical de la temporada 2008 de huracanes del Atlántico, no llegó al nivel de huracán cuando tocó la tierra a medio camino entre High Island y Sabine Pass, según los pronósticos.

La tormenta se debilitará a medida que avance tierra adentro, dijo el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos en un informe a las 1200 GMT.

La tormenta se formó el domingo cerca de la zona de producción de gas y petróleo del norte del Golfo de México. Previamente se había pronosticado que tocaría la tierra más al sur, cerca de Galveston.

Para las áreas costeras entre Grand Isle, Louisiana, y Sargent, Texas, se prevén olas de entre 0.6 y 1.2 metros, dijo el centro basado en Miami. Los vientos sostenidos de la tormenta quedaron por poco debajo de la velocidad de huracán de 119 kph.

Las inundaciones eran la principal preocupación. La tormenta podría provocar una acumulación de hasta 3 centímetros de agua en regiones costeras de Louisiana y hasta 25 cm en partes del sudeste de Texas, según los pronósticos.

El gobernador de Texas, Rick Perry, declaró el lunes áreas de desastre a 17 condados y movilizó unos 1,200 hombres de la Guardia Nacional. En Louisiana, el gobernador Bobby Jindal declaró la emergencia en todo el estado.

Operaciones petroleras

Edouard, la segunda tormenta con nombre que amenaza las operaciones de las petroleras en el Golfo de México en lo que va del año, forzó el cierre de un enorme puerto petrolero costa afuera y del Canal de Navegación de Houston.

La tormenta motivó la evacuación del personal que Chevron Corp. y Shell Oil mantenían en las plataformas.

Pero las compañías de energía no han reportado mermas en su producción como consecuencia de las dificultades climáticas.

El Golfo de México proporciona alrededor de un cuarto del crudo de Estados Unidos y un 15% de su gas natural, mientras que las refinerías ubicadas a lo largo de la costa producen cerca de un cuarto de la gasolina de consumo interno.

Los futuros del crudo estadounidense cayeron a 118 dólares el barril el martes, el precio más bajo desde el 5 de mayo, mientras los operadores descartaban la posibilidad de grandes interrupciones a raíz de la tormenta.

Ahora ve
No te pierdas