FMI, demandado por ex colaborador

Jacques Polak, de 94 años, presentó una querella contra el organismo por 6 millones de dólares; durante un evento del Fondo en su honor, el economista tuvo una caída que le provocó una lesión
WASHINGTON (CNN) -

El economista de mayor edad y el más respetado del Fondo Monetario Internacional, Jacques Polak, de 94 años, está demandando al FMI por 6 millones de dólares por haber caído cuando bajaba unas escaleras el año pasado durante una conferencia del fondo que se celebra anualmente en su honor.

Polak reclama al FMI un pago por daños para cubrir los costos médicos y atención en su hogar que él y su esposa han necesitado desde que cayó en noviembre durante la octava Conferencia Anual de Investigación Jacques Polak.

Polak se cayó cuando se dirigía a su asiento en la primera fila durante un colmado auditorio del FMI tras un discurso de Stanley Fischer, el segundo funcionario en importancia en el fondo y actualmente gobernador del banco central de Israel.

Polak desempeñó un papel importante en el desarrollo del sistema monetario global desde la creación del FMI en 1944. Pese a que se retiró del fondo en 1979, el veterano economista es una figura familiar en el FMI, donde mantuvo una oficina y trabajaba cuatro días a la semana. Se mantuvo activo en la investigación y debates económicos del FMI.

En documentos legales presentados la semana pasada ante la Corte de Distrito de Estados Unidos en el distrito de Columbia, Polak reclama que no había un pasamanos adecuado en la escalera del auditorio y que se golpeó la cabeza en la caída, sufriendo "lesiones graves, permanentes y debilitamiento".

El reclamo dice que antes de la caída, Polak era el sostén principal de su esposa de 70 años y que desde entonces no ha podido ocuparse de ella y que requiere de constantes cuidados médicos.

El abogado de Polak, Benjamin Chew de la firma legal Patton Boggs, dice que lo último que deseaba su cliente era emprender una acción legal contra una institución donde pasó la mayor parte de su carrera.

"Tratamos intensamente de resolver este asunto sin presentar una demanda", dijo Chew. "Lo último que quería el doctor Polak era presentar una demanda contra la institución a la cual dedicó buena parte de su vida".

"Es un misterio el motivo por el cual el FMI hasta ahora no ha estado dispuesto a dar un paso en la dirección correcta para el doctor Polak", agregó.

Chew dijo que desde la caída, Polak ha sufrido pérdida de la memoria y ahora debe usar una andadera para caminar.

La demanda sostiene que el FMI fue descuidado al no acondicionar el auditorio con un pasamanos y no cumplió en advertirle del desbalance de los escalones.

Ahora ve
No te pierdas