Texas se prepara para enfrentar a ‘Ike’

Las autoridades estudian una posible evacuación de un millón de personas del Valle del Río Gran intentan persuadir a indocumentados de que tienen menos qué temer al migra que a la tormenta.
McALLEN, TEXAS (AP) -

En momentos en que el huracán “Ike” se dirige al Golfo de México, las autoridades de emergencia de Texas se preparaban este martes para ordenar que un millón de personas sean evacuadas de la región del Valle del Río Grande. Además, intentaron persuadir a decenas de miles de inmigrantes ilegales de que tienen menos qué temer de las autoridades migratorias que de la tormenta.

Los funcionarios encargados de la planeación de las medidas de emergencia se reunieron todo el día para decidir si se ordenaría una evacuación y cuándo se efectuaría el retiro forzoso de pobladores de condados costeros cercanos a la frontera con México.

Al poseer pronósticos que demuestran que Ike podría entrar a tierra este fin de semana, las autoridades preparaban aproximadamente unos 1.000 autobuses en caso necesario para trasladar a muchos pobres y ancianos que no poseen automóviles.

Las autoridades federales, por su parte, ofrecieron garantías de que no revisarían el estatus migratorio de las personas en zonas donde se recoja a los evacuados o en puestos de inspección.

Sin embargo, los habitantes se mostraban escépticos y había temores de que muchos indocumentados se negarían a abordar los autobuses y marcharse a refugios por temor a ser arrestados y deportados.

''La gente está nerviosa. El mensaje que me dieron es que va a ser un verdadero problema'', señaló el sacerdote católico Michael Seifert, un defensor de los inmigrantes.

Otra razón para el escepticismo es que en mayo pasado el secretario de Seguridad Interna, Michael Chertoff, indicó que la Patrulla Fronteriza no iba a hacer nada para impedir la evacuación en caso de un huracán, pero cuando el huracán Dolly entró al Valle del Río Grande a finales de julio no se emitió ninguna orden de evacuación obligatoria.

Como resultado de ello, la Patrulla Fronteriza mantuvo abiertos sus puestos de revisión y al poco tiempo las autoridades detuvieron una furgoneta cargada de inmigrantes indocumentados.

Sería la primera evacuación obligatoria en gran escala en la historia del sur de Texas. Las autoridades estatales y del condado dejaron que la gente decidiera por sí misma si quería abandonar la zona del área hasta poco antes de que el huracán Rita azotara la costa del Golfo de México en el 2005.

Sin embargo, ahora las autoridades locales pueden ordenarle a la gente que se salga de la zona de peligro.

A las 00:00 GMT, el vórtice de Ike se ubicaba a 153 kilómetros (95 millas) al oeste de La Habana, Cuba, y se desplazaba hacia el oeste-noroeste a 16 kilómetros por hora (10 millas por hora) con ráfagas de viento de hasta 120 kilómetros por hora (75 millas por hora).

Se espera que la tormenta cruce el Golfo de México y se fortalezca nuevamente hasta convertirse en un peligroso huracán de categoría 3 que podría alcanzar vientos máximos sostenidos de hasta 209 kilómetros por hora (130 millas por hora).

El organismo producirá 28.8 millones de bdp por día, lo que significa una reducción de 520,000 bpd;

Ahora ve
No te pierdas