Calderón y Zedillo, partícipes de Davos

El presidente y el ex mandatario sostuvieron un encuentro en donde hablaron sobre la economía; Calderón dijo que la charla con Zedillo fue de gran utilidad pues tiene una perspectiva interesante.
calderon-zedillo
DAVOS (Notimex) -

El presidente de México, Felipe Calderón, sostuvo el miércoles un almuerzo privado con el ex mandatario mexicano Ernesto Zedillo en el marco del Foro Económico de Davos, Suiza.

Calderón dijo en una conferencia de prensa que habló con Zedillo fundamentalmente sobre la perspectiva de la economía mundial.

Comentó que la conversación fue de mucha utilidad con el ex mandatario, pues desde el lugar que tiene en la academia en los Estados Unidos aporta una perspectiva muy interesante.

El presidente mexicano calificó a Zedillo como una persona a la que respeta y aprecia, y señaló que éste ha sido también muy respetuoso en cuanto al desempeño de mi gobierno.

Calderón sostuvo que en el Foro Económico Mundial planteará de forma directa y objetiva los retos de México, a fin de eliminar las "distorsiones informativas" surgidas en ciertas esferas del ámbito internacional.

En rueda de prensa, indicó que en el encuentro buscará eliminar la visión que se ha manejado sobre el país en algunos análisis a nivel internacional de un escenario "distorsionado" que lo comparan en situaciones de fragilidad equivalentes a las de Pakistán.

"Es totalmente desproporcionado y claramente equívoco" ese escenario, remarcó el mandatario mexicano, quien reconoció que otros foros y núcleos de pensamiento se han encargado de revertir esa versión; "pero a mí me parece importante que cualquier duda sea despejada y si es posible hacerlo directo y personalmente".

"La clave para México es que en ese foro se conozca lo que hemos logrado en el país, las reformas que han sido promovidas por el gobierno y aprobadas por el Congreso y los cambios en materia de pensiones y energética", dijo.

Calderón llamó a cuidar la generación de expectativas sobre el crecimiento económico en México, pues advirtió que las de carácter negativo pueden inhibir decisiones de inversión y consumo de los agentes económicos.

Advertencia de Zedillo

El ex presidente de México alertó sobre los efectos negativos que tendría sobre América Latina el intervencionismo estatal para salir de la crisis económica y financiera que vive el mundo en la actualidad.

Zedillo señaló que si los gobiernos de América Latina siguen la tendencia de los países "más avanzados" y emplean políticas intervencionistas contra la recesión "puede ser el principio para otra década perdida en Latinoamérica".

En una conferencia sobre el incremento del intervencionismo de los Estados tras el estallido de la crisis, el ex presidente recordó su experiencia en la crisis que sufrió México en 1995 y alertó a los gobiernos sobre el riesgo de realizar intervenciones inconsistentes.

"La última vez que tuvimos una gran crisis global fue a finales de los 70 y en esa época los gobiernos latinoamericanos quisieron nadar contra corriente. Cerramos nuestras economías. Tuvimos un desastre", comentó Zedillo, presidente de México entre 1994 y 2000.

"No es preciso que necesitemos más intervención en cada parte de la economía, es válido para economías avanzadas pero no para economías menos desarrolladas", explicó.

El actual director del centro de estudios sobre la globalización de la Universidad de Yale, calificó como "peligroso" seguir la tendencia intervencionista adoptada por algunas de las principales economías occidentales, en particular por Estados Unidos.

"Hemos visto esas crisis provocando un renacimiento de la idea y más intervenciones en nuestra economía; eso es muy peligroso", enfatizó.

Zedillo se mostró sin embargo comprensivo con la actitud intervencionista adoptada por Washington para rescatar al sector financiero.

"No se puede dejar que el sistema financiero se hunda, porque si eso sucede se va abajo y también la economía real se colapsa", subrayó.

Ahora ve
No te pierdas