Argentina, presionada para acudir a FMI

El vicepresidente argentino dijo que el gobierno deberá solicitar préstamos del FMI ante la crisis; Cobos difiere con la presidenta Fernández sobre la posibilidad de pedir ayuda a esa entidad.
BUENOS AIRES (CNN) -

El vicepresidente de Argentina, Julio Cobos, enfrentado con la presidenta Cristina Fernández, dijo el martes que el gobierno deberá acudir a préstamos del Fondo Monetario Internacional (FMI) ante el impacto en la economía de la crisis económica internacional.

Fernández, y el ex presidente y esposo de la primera mandataria Néstor Kirchner, quien durante su mandato (2003-2007) canceló la totalidad de la deuda del país con el organismo, rechazan la posibilidad de acudir al FMI.

La presidenta y Cobos mantienen un duro enfrentamiento y un distanciamiento total desde que el año pasado el vicepresidente definió con su voto negativo el rechazo del Congreso a un aumento de impuestos a las exportaciones de soja que impulsaba Fernández.

El gobierno mantiene duras críticas al FMI por las condicionalidades que impone para otorgar préstamos y reclama reformas al organismo.

Argentina enfrenta vencimientos de deuda por 28,000 millones de dólares este año y no cuenta con acceso a los mercados voluntarios.

El gobierno acude a organismos públicos superavitarios para hacer frente a los vencimientos de deuda, como el ente estatal de pensiones, y a préstamos del Banco Central, mientras evalúa nuevas operaciones para canjear bonos que vencen en el corto plazo por otros de mayor extensión, como ya hizo este año.

Consultado respecto de si el gobierno va a volver a pedir fondos al FMI, Cobos respondió: "Creo que sí, porque los ingresos están disminuyendo", y agregó que el segundo semestre "es el más complicado" para la economía del país.

La economía argentina comenzó a moderar su tasa de crecimiento desde finales de 2008, luego de seis años de fuerte expansión, lo que afectó la recaudación de impuestos, en momentos en que el Gobierno aumenta el gasto público para contrarrestar el impacto de la crisis global.

Algunos economistas aseguran que el país se encuentra en recesión, tras dos trimestres de caída del PIB.

El FMI dijo en febrero que estaba interesado en restaurar el diálogo con Argentina, que se mantiene quebrado desde que en 2006 Kirchner canceló con reservas del Banco Central la deuda total con el organismo por unos 10,000 millones de dólares.

El Gobierno culpa al Fondo de haber colaborado en crear el ambiente que terminó por derrumbar la economía del país entre 2001 y 2002.

Esta semana, Colombia solicitó una línea contingente por 10,440 millones de dólares al FMI mientras que el viernes México dijo que el organismo aprobó una línea de crédito por 47,000 millones de dólares, de la que puede disponer en los próximos 12 meses.

Países de otras regiones también alcanzaron acuerdos con el FMI o se encuentran negociando líneas de créditos.

Argentina mantiene duras críticas al FMI y reclama en todos los foros internacionales que se impulsen reformas que quiten las condicionalidades para los préstamos del organismo, como reiteró Fernández en la reciente Cumbre de las Américas en Trinidad y Tobago.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El ministro de Economía Carlos Fernández y el presidente del Banco Central Martín Redrado participarán desde el sábado en la reunión de primavera del FMI.

En la reciente reunión del G20, las potencias globales se comprometieron a aportar millonarios fondos al FMI para que otorgue préstamos a países en emergencia.

Ahora ve
"No me quiero llevar un cuerpo": familiar de desaparecido en Álvaro Obregón
No te pierdas
×