Buena voluntad…y escasos acuerdos

El primer día de la cumbre concluyó sin resolución del visado en Canadá ni tema migratorio en EU; el acuerdo más importante fue el de los 15 mdd para capacitar a policías mexicanos contra el narco.
calderon-obama  (Foto: Notimex)
René Valencia
GUADALAJARA (CNNExpansión) -

Sin marcha atrás al visado de Canadá a nacionales mexicanos y sin posibilidad de un acuerdo migratorio con Estados Unidos a corto plazo terminaron las conversaciones bilaterales que sostuvo el presidente Felipe Calderón con sus homólogos Stephen Harper y Barack Obama, respectivamente, en el primer día de la Cumbre de Líderes de América del Norte, en Guadalajara, Jalisco. El anuncio más importante en el marco del evento realizado en el Instituto Cultural Cabañas fue el compromiso de Canadá de otorgar 15 millones de dólares para capacitar a policías mexicanos en territorio del país del norte.

Este acuerdo, anunciado por el gobierno canadiense, abarca la preparación de elementos policiales de América Latina, y en el caso particular de México implica el adiestramiento en el combate al crimen organizado de 32 comandantes de la Policía Federal y 300 elementos de nivel medio.

Respecto al tema del visado que se exige en Canadá a los nacionales mexicanos, el embajador de México en Canadá, Francisco Barrio Terrazas, señaló que el presidente Felipe Calderón reiteró el desacuerdo de su gobierno al respecto, aunque Stephen Harper señaló que el visado fue una medida determinada por el número creciente de solicitudes de refugio amañadas o improcedentes de origen.

Respecto al tema de la movilidad laboral entre ambos países anunciaron un nuevo programa piloto para permitir la contratación temporal de trabajadores de la construcción mexicanos en las provincias de Alberta y Columbia Británica.

Actualmente van cerca de 17,000 mexicanos a realizar trabajos temporales a distintas provincias de Canadá. El programa piloto anunciado empezaría permitiendo la contratación de una veintena de obreros durante un tiempo determinado.

En cuanto a la reunión bilateral con Barack Obama, el embajador mexicano en Estados Unidos, Arturo Sarukhan destacó que los mandatarios hablaron sobre los temas de competitividad, comercio y políticas públicas fronterizas.

Indicó que el presidente Calderón reconoció la voluntad política mostrada por el mandatario estadounidense para hacer que el Congreso de su país apruebe una reforma en este rubro.

Sin embargo, Sarukhan señaló que debido a los tiempos políticos en Estados Unidos considera difícil que el actual poder legislativo estadounidense pueda aprobar una iniciativa de esta naturaleza a corto plazo.

Los mandatarios también conversaron sobre la situación que van a enfrentar la región el próximo otoño e invierno por un posible nuevo brote del virus de la influenza A/H1N1. Revisaron las medidas que se adoptaron en semanas pasadas y hablaron sobre otras medidas que deben instrumentarse para hacerle frente de nueva cuenta.

Ahora ve
El cambio climático está afectando los lugares más bonitos del mundo
No te pierdas
×