Preocupa a EU compra de armas de Chávez

Hillary Clinton expresó su preocupación por la cantidad de compras de armas de parte de Venezuela; la secretaria de Estado consideró que esto puede llevar a una carrera armamentista en la región.
Hillary y tabaré  (Foto: AP)
WASHINGTON (CNN) -

La secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, expresó este martes preocupación por lo que consideró como una creciente cantidad de compras de armas de parte de Venezuela y el potencial para una carrera armamentista en la región.

Las declaraciones de la funcionaria fueron en respuesta a un financiamiento que será otorgado por Rusia a Venezuela, por 2,200 millones de dólares, para la compra de 92 tanques T-72 y un avanzado sistema de misiles antiaéreos S-300.

"Hemos expresado preocupación sobre la cantidad de compras venezolanas de armas. Sobrepasan a las de todos los países de Sudamérica y desde luego crecen las interrogantes sobre si van a llevar a una carrera armamentista en la región", dijo Clinton a periodistas durante una conferencia de prensa conjunta con el presidente uruguayo, Tabaré Vázquez.

El Departamento de Estado advirtió el lunes que el anuncio del presidente venezolano, Hugo Chávez, de que Rusia le prestaría el dinero para la compra de esos tanques y misiles podría llevar a otros países a sumar armas a sus fuerzas.

Chávez, un feroz crítico de la política exterior de Estados Unidos, también encendió las alarmas en Washington al anunciar este mes que Venezuela tendría una cooperación energética con Irán, otro país enemigo de la nación norteamericana.

En los últimos años, Venezuela ha comprado más de 4,000 millones de dólares en armas rusas, incluyendo 24 jets de combate Sukhoi. Críticos dicen que Chávez se está preparando para una carrera armamentista en Latinoamérica, pese a que él afirma que lo que está es modernizando a sus fuerzas armadas con propósitos defensivos.

Clinton instó a Venezuela a ser más "transparente" sobre sus políticas de compras de armas.

"Deberían poner en práctica procedimientos y prácticas para asegurar que las armas que compran no sean desviadas a grupos insurgentes u organizaciones como bandas de narcotraficantes y otros cárteles de la droga", señaló Clinton.

"De allí la preocupación que hemos expresado y continuaremos elevando con otros países en la región. Y esperamos que podamos ver un cambio en la conducta y en la actitud por parte del Gobierno de Venezuela", agregó.

Responde Venezuela

Venezuela respondió a la preocupación estadounidense con ataques a la política de seguridad de Washington y al acuerdo que impulsa con Colombia para usar siete bases militares en el país andino para la lucha antidrogas en su territorio.

"No tienen asidero ni político ni moral porque es precisamente el Gobierno de Estados Unidos que está anunciando siete bases militares en territorio sudamericano y eso implica movilización de (...) armamento, aviones, soldados, despliegue de fuerzas", dijo el canciller venezolano, Nicolás Maduro.

"Estados Unidos es el peor ejemplo de guerrerismo, de armamentismo, de utilización de fuerzas armadas para ocupar", agregó en el marco de un encuentro de ministros de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) que se desarrolla en Quito.

Venezuela está inmerso en una disputa diplomática con su vecino Colombia sobre el acuerdo de seguridad con Washington, que Chávez considera podría ser usado para lanzar un ataque a su país y desatar un conflicto bélico en Sudamérica.

El Gobierno venezolano, que sostiene que Estados Unidos puede atacar a Caracas por sus reservas de petróleo, también buscará ayuda de Moscú en el desarrollo de energía nuclear pero ha dejado claro que sin intenciones de generar una bomba atómica.

Maduro reiteró el derecho que tiene Venezuela para "defender la estabilidad y la paz" de su país, al señalar que "con un gasto básico" pueda actualizar sus sistema de armamento sin descuidar el gasto social.

Con crecientes tensiones sobre el pacto militar de Estados Unidos con Colombia y el plan de Venezuela de comprar más armas rusas, ministros de Sudamérica debatían en la reunión de Quito mecanismos para alcanzar la confianza mutua entre las naciones y hacer más transparentes sus políticas de seguridad.

Las compras de armamento que han hecho recientemente varios países de la región y el controversial acuerdo militar entre Colombia y Estados Unidos estaban como el marco principal del encuentro de ministros de la Unasur.

No sólo Venezuela está negociando la compra de armas. Brasil está en un proceso similar con Francia, mientras que Bolivia ha anunciado planes para comprar aviones de combate, helicópteros franceses y rusos. Ecuador y Chile fortalecieron su flota aérea recientemente.

El presidente uruguayo Vázquez desde Washington hizo eco de los comentarios de Clinton sobre las compras de armas.

"No sólo estamos preocupados por el tema del avance armamentista en la región, sino que lo rechazamos por inconveniente", expresó.

"Creemos que no conduce a buen puerto el destino de tantos recursos económicos para que los países de América del Sur comiencen esta carrera armamentista, que ya es una realidad, cuando nuestra región es la que peor distribuye la riqueza que genera", agregó.

Un funcionario del Departamento de Estado estadounidense dijo que la preocupación sobre las compras de armas de parte de Venezuela ha ido creciendo y el acuerdo con Rusia la volvió a desatar. "Es una acumulación de un número de contactos que ellos han tenido con países fuera del hemisferio", acotó.

Ahora ve
La salida de Travis Kalanick marca la mala racha de Uber
No te pierdas
ç
×