Calderón defiende proceso contra LyFC

El mandatario explicó que la compañía era un problema insostenible para las finanzas públicas; y que en el país los recursos no pueden destinarse a ineficiencia ni gastos innecesarios.
PUEBLA (Notimex) -

El presidente Felipe Calderón reconoció que la decisión para extinguir Luz y Fuerza del Centro (LyFC) fue "compleja y difícil", pero dejó claro que los recursos públicos no pueden destinarse a ineficiencia, privilegios, ni gastos innecesarios.    "El Gobierno federal sabe que esa decisión ha sido compleja y difícil; tan difícil que quizá por esa razón no se había tomado en varias décadas en que se sabía que era la decisión correcta", puntualizó el mandatario.   

Sostuvo que se trataba de un problema insostenible para las finanzas públicas y de operación "grave" para la economía del país por el monto de recursos, 42,000 millones de pesos al año, que se destinaban a la extinta LyFC, similar al presupuesto del programa Oportunidades.  

En la inauguración del Hospital General de Zona número 20 del IMSS "La Margarita", el mandatario se refirió al tema y sin mencionar al Sindicato Mexicano de Electricistas, distinguió la relación que mantienen las autoridades con el sindicato del IMSS.  

El presidente dijo que con el sindicato del Seguro Social se promovió una relación constructiva y de colaboración que ha permitido avanzar al organismo, anteponer intereses y llegar a acuerdos, pues de lo contrario "estaríamos entrampados en los viejos problemas".  

Calderón Hinojosa indicó que su Gobierno está haciendo frente a un problema delicado, pensando en los mexicanos que necesitan con prioridad los recursos.  

Al mismo tiempo, agregó, se han tomado las medidas para atender con justicia y responsabilidad a los trabajadores, respetando íntegramente todos sus derechos, mediante una indemnización sustancialmente por encima de la ley.  

Hizo notar que además se han previsto las medidas para poder recontratar al máximo número de trabajadores posible, de manera directa o indirecta, una vez que esté reorganizando operacionalmente el servicio.  

El mandatario sostuvo que conoce de manera directa los problemas por los que está pasando el país, "porque sé que al gobierno federal le toca hacer un esfuerzo en serio por corregir de fondo los problemas estructurales que la nación tiene".  

Sé también, apuntó, "que en la medida en que enfrentemos nuestros problemas sin evadirlos, por muy difíciles que sean y por muy costosas que sean sus consecuencias; en esa misma medida el país será mejor y podremos multiplicar los recursos para aquellas áreas donde más se necesita".

Acción Nacional apoya al presidente

Por su parte, el presidente nacional del PAN, César Nava, descartó alguna posibilidad de dar marcha atrás al decreto de extinción de Luz y Fuerza del Centro o que ello pudiera derivar en algún conflicto de ingobernabilidad.

En rueda de prensa, recordó que se trata de una medida oportuna e inaplazable que lejos de afectar al sindicalismo, busca que la empresa LFC alcance los estándares de calidad y operación de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

"No tiene por qué haber marcha atrás, es una medida plenamente justificada, largamente esperada por cientos de miles de mexicanos, es una medida oportuna que nosotros respaldamos en forma absoluta", expresó.

Respecto a un posible clima de inestabilidad en el país como resultado del decreto, añadió que la ciudad está en calma; "no hay ningún escenario para suponer que habrá ingobernabilidad, amén de que no se ha cerrado la puerta del diálogo con la Secretaría de Gobernación".

 

Ahora ve
Terrorismo en Barcelona une en condolencias al mundo deportivo
No te pierdas
×