Nuevo León: Una nueva batalla por el poder

Las campañas electorales inician este viernes en la entidad, donde no solo se enfrentarán PRI y PAN sino otros candidatos emergentes
La comunidad china en Monterrey pide más seguridad
Autor: Porfirio Ibarra | Otra fuente: CNNMéxico

Nuevo León, uno de los estados de mayor desarrollo económico en México, inicia este viernes una nueva batalla por todos los cargos de gobierno y legislativos de la entidad, en la que se espera que no solo se confronten las dos fuerzas de mayor peso, los partidos Revolucionario Institucional (PRI) y Acción Nacional (PAN), sino otros actores como los candidatos independientes. 

Los habitantes del estado votarán el domingo 7 de junio para elegir gobernador, un puesto que actualmente ocupa el priista Rodrigo Medina, así como los 42 diputados del congreso local y los integrantes de los 51 ayuntamientos. 

Si lees este texto en un dispositivo móvil, da clic aquí para ver la infografía

A diferencia de lo que ha ocurrido en contiendas pasadas, se prevé que no únicamente compitan con fuerza los aspirantes del PRI y del PAN, sino un expriista que ha construido su candidatura desde hace dos años y un expanista postulado por la izquierda. 

La senadora con licencia Ivonne Álvarez, exalcaldesa de Guadalupe, es la carta del PRI para conservar el gobierno de la entidad, donde habitan 4.6 millones de personas. Es la única mujer en la contienda y también la respaldan los partidos Verde Ecologista de México (PVEM), Nueva Alianza (Panal) y el local Demócrata.

Por parte del PAN, que ya gobernó Nuevo León de 1997 a 2003, contenderá Felipe de Jesús Cantú, exalcalde de Monterrey y quien ganó la candidatura panista a la actual edil de la capital, Margarita Arellanes. 

Quien se perfila como otro protagonista de la elección es Jaime Rodríguez Calderón, conocido como el Bronco, un expriista que logró el registro como candidato independiente —el único— y dice representar la oposición al bipartidismo PRI-PAN. 

Además, competirá el expanista Fernando Elizondo Barragán, exgobernador sustituto en 2003 y quien ya aspiró al cargo en 2009, cuando fue derrotado por Medina. 

Los otros aspirantes son Humberto González Sesma, del izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD), una fuerza política con poco peso en Nuevo León; Rogelio González Ramírez, de Morena, y el exalcalde panista de Monterrey Jesús María Elizondo, quien irá por las siglas del nuevo Partido Humanista. 

Se espera que haya un octavo candidato que contienda por el Partido Encuentro Social (PES), pero hasta este jueves este instituto no había seleccionado a su abanderado.

Nuevo León es considerado el centro industrial de México y cuna de algunas de las principales empresas nacionales en ramos como el cemento y el acero.

Sin embargo, entre 2010 y 2011, a mitad del mandato de Medina, la entidad registró un alza de la violencia debido a la actividad de grupos del crimen organizado, tanto en su territorio como en los vecinos Coahuila y Tamaulipas.

En 2011, por ejemplo, 52 personas murieron luego de que el grupo delictivo de Los Zetas incendió el casino Royale de Monterrey, un crimen repudiado a nivel nacional e internacional. 

Las autoridades federales aumentaron la presencia de fuerzas de seguridad para enfrentar la delincuencia, al tiempo que el gobierno de Medina implementó cambios como la conformación de una nueva policía conocida como Fuerza Civil. Según el gobernador, estas medidas han ayudado a que bajen los índices delictivos.

¿Quieres más noticias como esta?
Mantente informado el acontecer político en México y el mundo

Otro tema que se espera capte la atención en esta contienda es el proyecto Monterrey VI, que contempla construir un acueducto que lleve el líquido desde el río Pánuco, en Veracruz.

Apenas esta semana, empresarios locales exigieron que se posponga la obra, argumentando que su diseño se ha dado sin transparencia y puede resultar excesivamente costoso.

Ahora ve
¿Quién pagará los honorarios de los abogados de ‘El Chapo’?
No te pierdas
×