Los dos partidos que 'orbitan' alrededor de Manuel Velasco en Chiapas

Los institutos locales Chiapas Unido y Mover a Chiapas apoyan el proyecto "rumbo al 2018" representado por el gobernador, militante del PVEM
Las elecciones, ¿un referéndum para Peña?
Autor: Ángeles Mariscal | Otra fuente: CNNMéxico

Manuel Velasco Coello llegó en 2012 a la gubernatura de Chiapas como candidato del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) en coalición con el Revolucionario Institucional (PRI), pero en el camino ya amarró alianzas con dos fuerzas más: Chiapas Unido y Mover a Chiapas.

Ambos institutos políticos locales participan por separado en el actual proceso electoral rumbo a los comicios del próximo 19 de julio, en los que se votará por presidentes municipales y diputados locales, pero en los dos casos sus liderazgos coinciden en su respaldo a una figura central: el gobernador, militante del PVEM.

Chiapas Unido y Mover a Chiapas orbitan alrededor del proyecto políticamente dominante en esta entidad en el sureste de México.

Hace tres años, Velasco ganó la elección estatal con 70% de los votos, mientras que su coalición logró el triunfo en 99 de los 122 municipios de Chiapas —más del 80%— y en 22 de los 24 distritos electorales del Congreso de esta entidad, una de las que enfrentan los índices más agudos de pobreza.

Tan solo en la elección del pasado 7 de junio, la alianza PRI-Verde obtuvo el 69.4% de la votación, que le alcanzó para ganar la totalidad de los 12 distritos federales que comprende Chiapas. Esto significa que la entidad estará representada en la Cámara de Diputados por legisladores de la alianza que respalda a Velasco y al presidente Enrique Peña Nieto.

Lee: 10 'casillas zapato' registraron todos los votos para PRI-PVEM en Chiapas

Mover a Chiapas: socios y amigos

El vínculo político entre Velasco y el autodenominado "líder moral" de Mover a Chiapas —cuyo nombre remite al eslogan del gobierno del presidente Peña Nieto: "Mover a México"—, Enoc Hernández Cruz, trasciende a una "amistad personal y familiar" e incluso al ámbito laboral.

Hasta el año pasado, Hernández Cruz funcionaba con tres facetas: la de su partido, fundado el año pasado; como funcionario en la administración estatal, y como presidente de la Fundación Manuel Velasco Suárez, nombrada en honor del abuelo del gobernador. En las actuales campañas, se sumó la de candidato a alcalde de San Cristóbal de las Casas por Mover a Chiapas.

El dirigente de Mover a Chiapas reconoció en entrevista con CNNMéxico tener "amistad personal con gobernador y su familia", y que esta relación hizo que a los seis meses de tomar posesión, Velasco lo nombrara director del Instituto de Capacitación y Vinculación Tecnológica del Estado de Chiapas (Icatech).

Esta dependencia asegura tener como objetivo promover e impartir capacitación para el trabajo, pero en la práctica su titular se dedicó junto con la presidenta del DIF, Leticia Coello —madre de Manuel Velasco—, a realizar "labor social".

A inicios de año, Hernández Cruz renunció al cargo estatal y fue electo como presidente de Mover a Chiapas, pero continúan los cuestionamientos de trabajadores de la dependencia en el sentido de que funcionarios del Icatech también son operadores del partido. Resalta el caso de Roberto Trinidad Manzo, coordinador general de la campaña de Hernández Cruz a la vez que director técnico académico del Icatech.

Empleados públicos ubican a jefes de unidades ejecutivas, secretarios particulares, directores técnicos, jefes de vinculación, entre otros, dentro de la estructura de Mover a Chiapas. Como evidencia, mostraron a CNNMéxico fotografías donde los señalados aparecen en eventos del órgano político.

Además, Hernández Cruz preside una fundación con el nombre del abuelo de Velasco, Manuel Velasco Suárez —gobernador chiapaneco de 1970 a 1976, por el PRI—, creada al inicio de la actual administración. 

Hernández Cruz dijo a CNNMéxico que Mover a Chiapas logró su registro en septiembre de 2014 gracias a la cantidad de afiliados obtenidos a través de dicha fundación, a la que considera una "asociación política" que hace "labor social" con el reparto de sillas de ruedas y gestión de brigadas de salud, consultas y estudios médicos.

Como partido nuevo, Mover a Chiapas participa con candidatos propios en las actuales campañas.

Chiapas Unido, en tanto, va en alianza con el PVEM para las diputaciones de mayoría relativa y para la alcaldía de Tuxtla Gutiérrez.

Chiapas Unido... ¿con el Verde?

Los liderazgos del PVEM, Chiapas Unido y el gobierno estatal se entrecruzan, al punto de que dicho instituto político es considerado como el partido "del señor gobernador".

La historia del partido surgió cerca del poder estatal desde el sexenio de Juan Sabines Guerrero (2006-2012), durante el cual fue creado bajo el nombre de Orgullo por Chiapas; al terminar su sexenio, Isabel Aguilera, esposa del exgobernador, fue nombrada presidenta del mismo, cargo que ocupó hasta julio de 2013, cuando el instituto político estatal mutó de nombre y de dirigente.

Emanuel de Jesús Córdova García tomó ese mes posesión como dirigente estatal y convirtió la estructura partidista en Chiapas Unido. Al evento de su toma de protesta acudieron mujeres beneficiarias de programas gubernamentales.

Para respaldar al nuevo líder, asistieron al acto el entonces presidente estatal del PVEM, Luis Fernando Castellanos Cal y Mayor —ahora candidato del Verde a alcade de Tuxtla Gutiérrez, capital de Chiapas—, y el entonces secretario general de Gobierno, Eduardo Ramírez Aguilar —ahora presidente del PVEM.

Pero el vínculo gobierno-PVEM-Chiapas Unido es familiar y personal. El extitular de Desarrollo y Participación Social estatal (Sedepas), Miguel Ángel Córdova Ochoa, es padre del dirigente del partido local, Emanuel de Jesús Córdova García, quien además presume en la semblanza de la página web del partido que conoce "desde muy niño" al gobernador, "lo admira", "sabe perfectamente de su trayectoria", y comparte "esas ganas, esos deseos de servir".

CNNMéxico buscó sin éxito una entrevista con Córdova García, para conocer su posicionamiento.

Pero más claro lo dijo el presidente municipal de Pijijiapan, Pedro Hugo Ibarra Campero —militante del Verde—, quien el el pasado 11 de junio movilizó a trabajadores de la alcaldía y a pobladores del lugar para hacer campaña a favor de los candidatos de Chiapas Unido.

La reunión, que se presentó como "de información y estructuras", fue grabada en video por personas que asistieron y difundida a través de redes sociales. En ella, Ibarra Campero señaló que sigue siendo integrante del Partido Verde, pero trabajará en el posicionamiento de Chiapas Unido, porque "es un partido también del señor gobernador".

"Tenemos un proyecto político rumbo al 2018, Chiapas Unido es un partido que le va a sumar mucho votos al señor gobernador. Somos lo mismo que el Partido Verde", enfatizó en el encuentro.

Si bien Velasco ha pedido que lo "den por muerto" para la próxima elección presidencial, el gobernador —quien ha sido diputado local y federal, así como senador de la República— atrae la atención de los medios por su potencial rumbo a la contienda de 2018.

En el mismo sentido, el presidente de Mover a Chiapas, Enoc Hernández, prefiere no adelantar compromisos con el futuro político de Velasco.

"En estos momentos, no hemos hablado de ningún proyecto más allá de terminar esta gestión. Él está en su papel de gobernante", dijo a CNNMéxico.

Sin embargo, el exfuncionario estatal afirmó que su partido y la referida Fundación Manuel Velasco Suárez realizarán trabajo político y labor altruista a nivel nacional.

"La fundación ya tiene filiales en los 17 municipios de Tabasco y en el Istmo de Oaxaca. Pasando la elección, tomaremos protesta en muchas otras partes de la República, donde hay chiapanecos dispuestos a encabezar las filiales de la fundación; ya tenemos acuerdos en Querétaro, Tlaxcala, Nuevo León, Campeche, Yucatán, Veracruz", sostuvo.

Ahora ve
Así luce la ciudad siria de Raqqa: libre de ISIS, pero en ruinas
No te pierdas
×