El receptor de los Broncos de Denver, Kenny McKinley, muere a los 23 años

El receptor del equipo de Denver, Kenny McKinley, es hallado muerto por las autoridades; se desconocen las razones del fallecimiento
GET. McKinley  El receptor de los Broncos Kenny McKinley muere a los 23 años
/
(Reuters) -
El receptor de los Broncos de Denver Kenny McKinley, de 23 años, fue encontrado muerto en su casa en Colorado el lunes por la tarde, por un disparo en la cabeza.

"La muerte de McKinley parece ser resultado de un disparo autoinfligido en la cabeza, la investigación se está llevando a cabo", comunicó el departamento de policía.

McKinley fue seleccionado por los Broncos en la quinta ronda del llamado afilas en 2009 en la Universidad de Carolina del Sur.

El jugador participó en ocho juegos con los Broncos como novato, pero fue mandado a reservas debido a una lesión en la rodilla, de acuerdo con el equipo.

"Todos en los Broncos estamos impactados por la pérdida de Kenny", publicó el presidente y director ejecutivo del equipo, Pat Bowlen, en la página oficial. "Era parte de la familia de los Broncos y lo extrañaremos. Mis más grandes condolencias a su familia y amigos".

Desde 2007, McKinley es el tercer Bronco en morir. Darrent Williams, de 24 años, fua asesinado cerca de Denver, Colorado. Damien Nash, de 24, murió tras un colapso en un juego de caridad el invierno pasado.

El entrenador de los Broncos calificó la muerte del jugador como una tragedia.

"Kenny era una promesa para el futbol (americano), pero más importante, era un gran compañero de equipo cuya sonrisa y personalidad podía iluminar el lugar".

Ahora ve
Organización capta el trato cruel que reciben las vacas en una granja de Florida
No te pierdas
×