Un concierto de Coldplay despide a los Juegos Paralímpicos de Londres

Después de 11 días de competencias, el fuego paralímpico se apagó con un colorido espectáculo musicalizado en vivo por Coldplay
| Otra fuente: CNNMéxico

Londres despidió este domingo a los Juegos Paralímpicos después de 11 días de competencias y dio la bienvenida a Río de Janeiro, ciudad que recibirá las competencias olímpicas y paralímpicas en 2016.

Una fiesta de luces, colores, música y carros alegóricos fue el marco que dio vida al Estadio Stratford, sede principal de los juegos, para decir adiós a los cientos de atletas que participaron en las 20 disciplinas.

La música de Coldplay fue el eje de la ceremonia en la que se destacaron los logros de los 4,289 competidores de 165 países, la cifra más grande en la historia de estas competencias.

La British Paraorchestra musicalizó el himno paralímpico mientras la bandera Agitos, representativa de esta competencia, bajó de su asta.

El alcalde de Londres Boris Johnson pasó la estafeta de la organización de lo juegos al alcalde de Río de Janeiro, Eduardo Paes, y el ritmo carioca hizo vibrar al estadio.

Un grupo de bailarines en silla de ruedas pusieron la fiesta en el escenario con una mezcla de la música brasileña.
La samba estuvo en la voz de Carlinhos Brown con un tema clásico de Sergio Mendes, Magalenha. Otro aspecto cultural de Brasil se hizo presente en la capoeira y el color de sus carnavales.

El grupo Os Paralamas do Sucesso tomó el escenario con su vocalista Herbert Vianna, quien quedó sin poder caminar tras un accidente que le costó la vida a su esposa.

En el discurso de clausura de los Juegos Paralímpicos, el presidente del Comité Olímpico Británico, Sebastian Coe, destacó el trabajo de los atletas paralímpicos para enseñar "lo mejor de la humanidad".

Philip Craven, presidente del Comité Paralímpico Internacional, dijo que los atletas paralímpicos "dieron al mundo hazañas de velocidad, resistencia, destreza y habilidad que muchos pensaron como imposibles".

“Los mejores Juegos Paralímpicos en la historia”, concluyó el funcionario deportivo.

La flama olímpica se apagó y comenzó una marcha de personas con tambores y antorchas encendidas.

Coldplay pone a bailar a Londres

Tras el reconocimiento del Comité Paralímpico Internacional del trabajo de los voluntarios en los Juegos Paralímpicos, apareció en el escenario Coldplay interpretando Us against the World.

Gente abajo del escenario tradujo la canción del grupo británico al lenguaje de los sordomudos.

El tema Yellow musicalizó una singular coreografía en la que bailarines pintados de amarillo hacían danzas con personas en silla de ruedas.

La figura del león de Gran Bretaña se encendió con fuego y se alzó en lo alto del campo.

Acróbatas aéreos que simulaban ser luciérnagas descendieron en globos luminosos al estadio mientras Chris Martin, vocalista de la banda, tocaba Paradise en su piano.

Coldplay tuvo un invitado especial, un baterista que pese a estar amputado de los brazos puso a brincar al público con el tema God put a smile upon your face.

Una misteriosa mujer con un vestido y velo naranja hizo su entrada al Stratford a bordo de una de las extrañas embarcaciones con las que abrió la ceremonia de clausura. Rihanna cantó Princess of China entonces junto a la banda británica.

Al son the Strawberry swing la British Paraorchestra, conformada por 17 músicos con algún tipo de discapacidad, entre ellos un ciego que toca la sitar india, acompañaron a Chris Martin en su interpretación.

Con We found love, un tema que habla de cómo el amor puede encontrarse hasta en lugares sin esperanza, se escuchó la voz de Rihanna, mientras la cantante flotaba en el escenario.

Coldplay terminó su primera presentación con Viva la vida, un tema del disco homónimo inspirado en la pintora mexicana Frida Kahlo.

Rihanna y Coldplay regresaron a escena tras los discursos de los presidentes de los comités Olímpico y Paralímpico con Run This Town, acompañados por el rapero Jay-Z.

"Nadie dijo que sería fácil", se escuchó el coro de The Scientist. Y para rematar la ceremonia de clausura, Coldplay regaló una 'mojada' escena con Every teardrop is a waterfall, mientras una fuente brotaba en uno de los escenarios.

Un carnaval para despedir a los atletas

Un carnaval con vehículos novedosos y estridentes, algunos con fuego, piratas y guerreros comenzaron un desfile hacia el estadio Olímpico de Stratford.

China fue el país que dominó en el medallero paralímpico con un total de 231 preseas, 95 de oro, 71 de plata y 65 de bronce.

La delegación mexicana, la cual participó con 81 atletas, superó la marca lograda en Beijing 2008, al sumar 21 metales, de los cuales seis fueron dorados.

Lissa Hermmans interpretó el himno de Gran Bretaña después de que hiciera entrada el presidente del Comité Paralímpico Internacional Philip Craven junto al conde de Wessex.

Los atletas hicieron su entrada al centro del estadio ondeando las banderas de sus respectivos países, mientras de fondo musical se escuchó Life in technicolor de Coldplay.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

"Hemos sido tocados por los triunfos y dramas de los paralímpicos", destacó en un discurso el soldado Rory McKenzie sobre una estructura metálica que representaba a los agitos de la bandera paralímpica.

El atleta irlandés Michael McKillop recibió el premio Whang Youn Dai junto a la keniata Mary Zakayo. Este galardón reconoce a los atletas más justos, honestos y comprometidos con sus valores para priorizar la difusión del Movimiento Paralímpico.

Ahora ve
Tras ataque en Las Ramblas, Mariano Rajoy pide unión contra el terrorismo
No te pierdas
×