Xolos-Toluca, una final literaria entre "el inframundo y el infierno"

El escritor Juan Villoro habla sobre la relación literaria y política del encuentro que definirá al campeón del futbol mexicano
duvier riascos y edgar benitez
duvier riascos y edgar benitez  duvier riascos y edgar benitez  (Foto: )
  • A+A-
Autor: Javier Rodríguez Labastida | Otra fuente: CNNMéxico

Juan Villoro dice que su máxima satisfacción como periodista ha sido entrevistar al cronista deportivo Ángel Fernández (1925-2006). “Él fue el primero que me reveló que la realidad vale más si es narrada”.

El escritor mexicano que ha plasmado en algunos de sus libros su pasión por el futbol meciona que Fernández, famoso por sus crónicas de futbol para la televisión en las décadas de 1960 y 1970, podía convertir el partido más aburrido “en la guerra de Troya”.

Este jueves, el partido de ida entre los Xolos de Tijuana y los Diablos Rojos de Toluca, no será una tragedia griega como la de Troya, dice Villoro, pero sí una final épica, entre el infierno y el inframundo.

“El futbol en ocasiones es un espejo de la política y vamos a vivir una final que es un interescuadras del grupo Atlacomulco, porque tenemos a los Diablos Rojos de Toluca que siempre fueron apoyados por el profesor Carlos Hank González y el equipo de su hijo Jorge Hank Rhon, que son los Xolos”, dice a CNNMéxico.

“El xoloescuintle es el perro que acompañaba a los aztecas al inframundo –según las creencias de esta cultura prehispánica– y los diablos son los regentes del infierno, entonces es una lucha de dos facciones del grupo Atlacomulco, el inframundo contra el infierno”.

Atlacomulco, un poblado del Estado de México, es cuna de un varios políticos emblemático en el país conocido como Grupo Atlacomulco y que data de 1942, cuando el diplomático Isidro Fabela se convirtió en el primer gobernador del Estado de México nacido en este lugar.

Desde entonces, varios políticos destacados del Partido Revolucionario Institucional (PRI) —entre ellos cinco gobernadores, incluido el presidente electo Enrique Peña Nieto y Hank González—, han surgido de ese grupo, aunque todos han negado su existencia.

“El destino a veces es remarcadamente simbólico y es lo que estamos viendo, pero ante estas circunstancias yo recuerdo la frase de Don Ramón –un personaje de la serie cómica El Chavo del Ocho, de Roberto Gómez Bolaños– para expresar su neutralidad ante ciertos temas: 'Yo le voy al Necaxa'”, dice Villoro, autor del libro sobre futbol Dios es redondo.

Toluca y Xolos se enfrentarán este jueves en Tijuana. Los dos equipos llegaron a la liguilla con el mismo número de puntos, 34.

Los Diablos buscan su título número 11 – con el que empatarían a las Chivas de Guadalajara como los máximos ganadores del futbol nacional– bajo la tutela de Enrique Meza.

Los Xolos, con poco más de un año en la Primera División, han sorprendido clasificando dos veces a la liguilla y en esta ocasión llegando a la final con la dirección de Antonio Mohammed.

Tanto Villoro como otros escritores, académicos y los mismos habitantes de Tijuana, afirman que los Xolos le han dado una nueva identidad a la ciudad, afectada en los últimos años por el número de asesinatos, secuestros y pugnas entre los cárteles del narcotráfico.

La final tendrá su primer encuentro este jueves a las 21:00 horas tiempo local y el domingo el partido de vuelta en el estadio de Toluca a las 18:00 horas.

A la pregunta de cuál de los dos equipos es su favorito, Juan Villoro no se atreve a dar un pronóstico, pero sí afirma que verá la final: “El morbo es muy grande y quién se resiste a un duelo entre el inframundo y el infierno. El mal siempre causa más tentación que el bien”.

Ahora ve