Pacquiao admite falta de "precaución" ante "el golpe perfecto" de Márquez

Manny Pacquiao admitió que descuidó su combate y eso le costó la revancha que el mexicano dijo haber ganado con un derechazo planeado
(Reuters) -

El excampeón filipino Manny Pacquiao cayó este sábado con el nocaut más dramático de su carrera boxística debido a que descuidó su guardia, admitió este sábado por la noche, en una velada que para el mexicano Juan Manuel Márquez fue la “noche soñada” de su trayectoria.

Luego de la pelea en donde Márquez envió a la lona a Pacquiao en el sexto episodio, el filipino reconoció que lo sucedido forma parte del deporte del boxeo, y como tal había que aceptar la primera derrota en cuatro combates entre estos pugilistas.

"No tuve la suficiente precaución ante un rival nada fácil como ya ha demostrado en los 42 asaltos que hemos disputado desde el pasado 2004", comentó Pacquiao, de 33 años. "Hice lo mejor sobre el cuadrilátero, pero esto es el deporte del boxeo. Esto es deporte", dijo.

Márquez consiguió su anhelada victoria a los 39 años con lo que él mismo denominó "el golpe perfecto" cuando estaba más convencido que nunca de que Pacquiao podía dejarlo fuera de combate en cualquier momento, pues iba debajo en las calificaciones de los jueces y el filipino lanzaba certeros golpes.

"Sabía que Manny podía dejarme fuera de combate en cualquier momento", admitió Márquez. "Lo que sucedió es que lancé el golpe perfecto, que no fue solo producto de la suerte, sino de haberlo entrenado y trabajado durante mucho tiempo", explicó.

Para satisfacción de la mayoría de los 16,348 espectadores que alentaban a Márquez en el MGM Arena de Las Vegas, el púgil mexicano conectó una derecha fulminante ante el fallo de Pacquiao que lo quiso alcanzar con la misma mano, y tan perfecto y demoledor fue que dejó durante más de dos minutos inmóvil al excampeón.

Pacman dijo que “dominaba la pelea y le había alcanzado varias veces con golpes potentes en los dos últimos asaltos, pero buscaba el golpe el definitivo y nunca pensé que yo fuese el que lo recibiese".

"Fue un buen golpe a la contra, pero tuve la capacidad para recuperarme sin problemas y volver a tener control de la pelea. El segundo golpe, simplemente ni me lo esperaba ni lo vi", explicó.

Márquez reconoció que la caída que sufrió en el quinto asalto no le ayudó, pero aprendió la lección y salió con la guardia mucho mejor y sin bajar los brazos. "Me pilló con la mano baja", comentó Márquez, que se llevó una bolsa de 10 millones de dólares. "Fue un error y lo corregimos desde la esquina", admitió.

"El cambio de ritmo era muy importante porque sabíamos que iba a salir agresivo por lo que nuestro boxeo debía ser más técnico y eso fue lo que trabajé", valoró Márquez.

Por su parte, el filipino multicampeón en varias categorías se llevó una bolsa de 25 millones de dólares a pesar de sufrir la segunda derrota consecutiva, pues en junio perdió contra el estadounidense Timothy Bradley.

La gran interrogante ahora sobre el futuro de Pacquiao es si continuará en el boxeo y si de verdad desea una quinta pelea contra Márquez, quien al abrazarse le dijo que es “un gran boxeador”, relató el mexicano. "No he olvidado que me mandó a la lona cuatro veces en los tres combates anteriores".

Sobre la quinta pelea dijo que era pronto para tomar una decisión. "Ahora sólo quiero descansar, recuperarme de todo el esfuerzo realizado, y disfrutar de la pelea que siempre soñé que quería, deseaba y necesitaba ganar", dijo el boxeador mexicano.

Ahora ve
No te pierdas