Medallistas mexicanos lamentan la muerte del exmarchista Noé Hernández

Figuras como el marchista Joel Sánchez y el clavadista Fernando Platas enviaron sus condolencias por el deceso del subcampeón en Sydney 2000
  • A+A-
| Otra fuente: CNNMéxico

Figuras y directivos del deporte mexicano lamentaron la muerte del exmarchista Noé Hernández, ocurrida este miércoles en el Estado de México, en el centro del país.

El compañero de Hernández en Sydney 2000, Joel Sánchez, se refirió al deportista de 34 años como una referencia olímpica, según información de EFE.

“Noé me dio la pauta para ser medallista olímpico. Cuando entró segundo en la prueba de 20 kilómetros yo me entrenaba en Nueva Zelanda y allí sentí que una semana después yo también iba a tener buenas oportunidades”, indicó el ganador del bronce en la prueba de 50 kilómetros de caminata.

“Estoy consternado, Fue un gran ser humano, un ganador cuya frase personal era ‘yo me muero en la raya’”, añadió Sánchez. “Vivía de manera intensa los enfrentamientos y fue un ejemplo”.

Otro medallista en Sydney 2000, el clavadista Fernando Platas, aseguró que el deporte está de luto tras la “triste” noticia, según EFE. “Era una gran persona, nos queda ayudar a su familia”, dijo.

"Noe Hernández, el recuerdo de tus logros es una herencia imborrable para tu país, tu estado y tu familia. Descansa, cumpliste", escribió en Twitter el medallista de los mismos juegos, el taekwondoín Víctor Estrada.

El presidente de la Federación Mexicana de Atletismo, Antonio Lozano, elogió la calidad humana de Hernández y su nivel como deportista. “Me tomó de sorpresa, hace cuatro días nos dijeron que se recuperaba bien, incluso tenía posibilidades de recuperar la visión de uno de sus ojos. Es algo triste”, dijo en declaraciones retomadas por EFE.

La Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte destacó "la casta competitiva" de Hernández, así como su trabajo en diversos proyectos para promover el deporte en su estado natal.

"Su entrega, disciplina y humildad han sido recordadas como un referente entre las generaciones de marchistas que lo sucedieron", señaló la Conade en un comunicado.

Noé Hernández se recuperaba de un disparo en la cabeza recibido el 30 de diciembre pasado durante un tiroteo en un club nocturno de Los Reyes La Paz, en el Estado de México. Perdió la visibilidad en el ojo izquierdo como consecuencia del disparo.

La muerte fue lamentada también por la dirigencia estatal del Partido Revolucionario Institucional (PRI), en el que se desempeñaba como secretario del Deporte, según un mensaje publicado en cuenta en Twitter del líder del PRI en el Estado de México, Raúl Domínguez.

El gobernador de la entidad fue de los primeros en unirse a las condolencias. “Mi pésame y solidaridad con la familia del medallista olímpico mexiquense Noé Hernández”, escribió Eruviel Ávila en Twitter.

Hernández murió a los 34 años en su natal Chimalhuacán, municipio conurbado ubicado en el oriente de la Ciudad de México. Luego de presentar problemas respiratorios en la madrugada, fue traslado al Hospital General del municipio, a donde llegó sin signos vitales, informó el gobierno del Estado de México.

Ahora ve