Armstrong debe declarar ante la agencia mundial antidopaje, afirma Conade

El ciclista debe declarar ante un jurado de instrucción para que existan consecuencias legales, según el director de medicina de Conade
| Otra fuente: CNNMéxico

El ciclista Lance Armstrong debe declarar ante un jurado de instrucción nombrado por la agencia mundial antidopaje para que su admisión de que utilizó sustancias prohibidas para ganar el Tour de France siete veces tenga consecuencias legales, afirmó Juan Manuel Herrera, director de medicina de la Comisión Nacional del Deporte (Conade).

A Armstrong “se le acusa de una conspiración de dopaje. La ofensa de dopaje no es solamente la detección de una sustancia en una prueba biológica”, afirmó Herrera en entrevista con CNN en Español.

Según el director de medicina de la Conade, “existen otras violaciones que están etiquetadas como dopaje”.

“Si otro deportista aporta elementos para disminuir una red de tráfico, recibe una pena menor”, dijo Herrera, en referencia a la demanda presentada en 2010 por Floyd Landis, compañero de Armstrong y a quien involucra en un sofisticado esquema de dopaje. Landis dio positivo tras ganar el Tour de France en 2006 y se le retiró el título.

En el mismo sentido, la agencia mundial antidopaje pidió este viernes que Armstrong confiese bajo juramento a las autoridades antidopaje si verdaderamente quiere cambiar su pasado.

"Esto no cambia su condición de deportista sancionado a perpetuidad de acuerdo con el Código Mundial Antidopaje", afirmó la agencia en un comunicado.

"Debe hacer una declaración bajo juramento que revele toda la verdad y que incluya información que pueda ayudar a la lucha contra el dopaje en el deporte", añadió el comunicado.

En el mismo sentido, el Comité Olímpico Internacional (COI) pidió este viernes a Armstrong que colabore con las autoridades antidopaje y “presente todas las pruebas” para darle vuelta a la página.

Amstrong admitió en entrevista realizada por Oprah Winfrey que consumió sustancias prohibidas desde mediados de los años noventa y se sometió a transfusiones de sangre para ocultar los rastros del dopaje.

Armstrong dio su palabra a Winfrey de que le diría la verdad en la entrevista. En las primeras preguntas, hechas en el formato de 'sí o no', el exciclista estadounidense, reconoció que en los siete títulos del Tour de France que ganó utilizó substancias prohibidas, y justificó sus acciones con el argumento de que se vivía entonces la "cultura" del dopaje dentro del deporte, tanto del ciclismo como del resto de las disciplinas.

Ahora ve
No te pierdas