El futbol estadounidense, con la mira de ser una nueva potencia mundial

Inversiones como la del Manchester City en Nueva York demuestran que el balompié de EU es tomado en serio por los mercados europeos
major league soccer estados unidos futbol  major league soccer estados unidos futbol
Autor: Don Riddell
(Reuters) -

No es un secreto entre los aficionados del futbol europeo que durante muchos años los intentos de Estados Unidos de adoptar el futbol (o soccer como le gustan llamarlo), fueron tratados con desprecio.

Sus jugadores no eran tan buenos, el deporte no tenía ninguna historia, la terminología estaba mal y los comentaristas se emocionaban demasiado con jugadas promedio.

La malograda Liga de Soccer de Norteamérica, con su cuenta regresiva y negación para aceptar un empate como un resultado genuino, era una prueba para todos los demás de que simplemente no lo entendían.

Pero las cosas cambiaron dramáticamente en años recientes y aficionados extranjeros ahora son forzados a aceptar que los estadounidenses en realidad podrían entenderlo demasiado bien.

La Major League Soccer (MLS) duplicó su tamaño en menos de una década y ahora es la séptima liga más apoyada en el mundo. Y el apetito por consumir el juego en cualquier forma posible aumentó, con la triplicación del valor de los paquetes de derechos de la Televisión Liga Premier.

No ha escapado de la atención de muchos aficionados al futbol inglés que sus equipos ahora son propiedad de inversionistas estadounidenses.

El anuncio de esta semana de que el Manchester City se volvería un accionista mayoritario en la franquicia número 20 de la liga en la Ciudad de Nueva York es prueba de que los mercados más fuertes del futbol ahora toman seriamente a Estados Unidos.

Mientras tanto, la gira después de la temporada del City y del Chelsea en Estados Unidos, al final de un año largo y cansado para ambos equipos, demuestra cuán importante se vuelve el mercado estadounidense para los equipos de la Liga Premier.

Es bueno para los negocios cuando NBC, Fox y ESPN pelean por el derecho de transmisión de sus partidos desde Inglaterra, pero aquellos equipos tienen que volar el Atlántico para cultivar una base de aficionados y generar interés.

El pasado jueves, el City y el Chelsea impresionaron a una multitud de casi 50,000 aficionados en St. Louis, Estados Unidos, con siete goles y el pasado sábado, los aficionados de Nueva York hacían cola para más de lo mismo en el Estadio de los Yankees.

Pero no todos son grandes fanáticos de estas giras después de temporada.

Los jugadores están obligados contractualmente pero seguramente muchos de ellos no estarían ahí por elección.

Y el entrenador de Inglaterra, Roy Hodgson, expresó su preocupación con las demandas cada vez más grandes sobre los jugadores del club, quienes están exhaustos para el momento que se presentan para partidos internacionales.

Pero puede llegar un momento en el que los equipos de la Liga Premier no estén hechos para sentirse tan bienvenidos en este lado del océano. De hecho, puede que ya estemos ahí.

A medida que la Major League Soccer crece en fuerza y estatura, los propietarios de la franquicia quieren construir y promover su propia base de aficionados. No van a querer que sus propios aficionados potenciales inviertan financieramente y emocionalmente en clubes desde miles de kilómetros de distancia en Londres y Manchester.

Al menos no ahora, no mientras esos equipos sean más grandes y mejores, con jugadores cuyo atractivo es significativamente más brillante.

Pero el Manchester City podría haber dado en el equilibrio perfecto.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Al tener un equipo en cada liga, tendrán un pie en ambos campos. El equipo estadounidense se beneficiará de la red de cazatalentos del City y el desarrollo de los jugadores y el club del Manchester aprenderá de la experiencia de marketing de los estadounidenses y cosecharán las recompensas financieras del éxito de la MLS.

Y al menos, en Manchester, los aficionados ingleses ya no se reirán de sus primos estadounidenses.

Ahora ve
Este recorrido muestra la historia de la magia de Harry Potter
No te pierdas
×