El futbol, "pretexto" del gobierno para alejar a los niños del crimen

21 academias dirigidas por exfutbolistas buscan hacer contrapeso a la delincuencia en zonas afectadas por la violencia
Con el futbol, alejan a los niños de la violencia
Autor: Javier Rodríguez Labastida | Otra fuente: CNNMéxico

Esta cancha no la pisan estrellas de futbol ni talentos en desarrollo. Sobre el terreno, disputan el balón 22 historias de vida: niños abandonados, en situación de pobreza extrema, con padres desempleados o con problemas de alcoholismo. Todos menores de 15 años, algunos con antecedentes de adicción a narcóticos o de participación en pandillas.

El campo 1 está en Ocotepec, en el municipio de Cuernavaca, Morelos, uno de los 57 municipios identificados por el gobierno federal como “prioritarios” a causa del crecimiento de la violencia y el delito en los últimos años.

Este lugar es uno de los 21 sitios donde un grupo de exfutbolistas profesionales utilizan este deporte como “gancho” para reclutar a niños que habitan en zonas de extrema pobreza y delincuencia para “reorientarlos” y darles “habilidades” para encontrar nuevas oportunidades de crecimiento. 

“Tenemos muchas historias de deserción escolar, que sus papás no los ven, que los dejan con la abuela, tenemos un chavo que solo ve a su papá en estado de ebriedad”, dice Ángel Rambo Sosa, un exgoleador con el Necaxa y Toros Neza en la década de 1990 y ahora coordinador del proyecto Glorias del Deporte.

Este proyecto, que finalizó el pasado diciembre su fase piloto, es parte del Programa Nacional para la Prevención Social de la Violencia y el Delito, que el gobierno federal lanzó a principios de febrero y que reúne la participación de nueve secretarías.

Para este proyecto, la Secretaría de Gobernación reunió a un grupo de exfutbolistas, como Luis Hernández, Misael Espinosa, Daniel Osorno, Gerardo Mascareño, Octavio Picas Becerril, José Luis Sánchez Solá El Chelis, para dirigir 21 academias de futbol situadas en puntos “críticos” del país.

Pedro Antonio tiene esperanza de jugar futbol profesional algún día. Tiene 14 años y es alumno de secundaria, donde -dice- algunos estudiantes fuman marihuana. “Cuando me ofrecen yo les digo que no, porque es malo para la salud”. 

Cuenta que en los últimos meses ha mejorado su técnica de golpeo al balón y que le gustaría prepararse en alguna escuela de primera división y continuar la preparatoria en una institución particular. 

Su padre, Guillermo Ramírez Juárez, comparte su sueño. Él es un técnico laborista que al quedarse sin trabajo se dedicó a cultivar un huerto de guayabas y a hacer adobe. “Sobrevivo de la experiencia que me ha dado la vida”, dice.

Le gustaría que su hijo pudiera jugar en un equipo profesional, pero lo principal, asegura, es lograr “que despejen la mente y no estén pensando en malas cosas”.

“Este es un programa donde aprenden futbol, pero toman clase de la prevención de la violencia, de adicciones, de educación sexual, de nutrición, de autoestima (…) El futbol se vuelve un pretexto para atraer chavos que salgan de su condición de riesgo en la que actualmente viven”, dice José Manuel Azpiroz, funcionario de la Secretaría de Gobernación y director de Glorias del Deporte. 

Primero el anzuelo...

El proyecto se planeó de marzo a julio y se implementó en septiembre de 2013. Su presupuesto fue de un millón de pesos por cada academia para operar durante cuatro meses. El dinero se otorgó del presupuesto con el que cuenta cada municipio en materia de prevención, según Azpiroz.

Las academias están localizadas en 21 municipios de 13 estados: Tijuana, Mexicali, Ciudad Juárez, Chihuahua, Ahome, Culiacán, Torreón, Saltillo, Monterrey, Tonalá, Celaya, Uruapan, Cuernavaca, Puebla, Tehuacán, Tuxtla Gutiérrez, Ciudad del Carmen, Campeche, Cancún, Tapachula y Othón Blanco.

Para su organización, la Secretaría de Gobernación seleccionó a los exfutbolistas, el gobierno municipal -además del presupuesto-, puso las instalaciones, y a través de organizaciones de la sociedad civil se eligió a los niños que participaron en el programa, mientras que empresas como Umbro, Voit, Soctiabank y Danone, aportaron los uniformes, balones, calzado y alimentación.

Todas las academias dividen su curso en dos partes: una de trabajo deportivo y la otra para desarrollar competencias. A cada curso asistieron dos grupos de 35 niños, uno matutino y otro vespertino, con duración de cuatro horas cada uno de lunes a viernes.

Las primeras dos horas se enfocaban al futbol, pues en cada academia hubo un exprofesional como entrenador, con el apoyo de un auxiliar y un preparador físico.

Lo primero que hacían los niños al llegar era comer una barra nutrimental “pues muchos de ellos vienen vacíos del estómago”, según Eduardo Rergis, entrenador de la academia de Ocotepec y exentrenador de divisiones menores de la Selección Mexicana y de los clubes Atlante, Veracruz y Correcaminos, entre otros.

“La idea es acercarlos al deporte. Que ellos aprendan a conocer su cuerpo, a través de la parte lúdica y que conozcan un entorno que muchas veces se les ha negado (….) No son deportistas destacados porque los deportistas destacados ya los tienen captados algunos clubes o escuelas”, dice Rergis.

Al terminar su barra, los niños realizaban una serie de ejercicios para mejorar su motricidad, estiramientos, y después jugarán un partido de futbol en el que participan todos, "no importa si son 17 contra 17".

“Ellos llegan sin pertenecer a algún lugar y al ponerse un uniforme de futbol saben a donde pertenecen. Que a un niño le den una camiseta de un equipo le genera identidad”, dice Efraín Cuchillo Herrera, campeón con el Necaxa en la década de 1990 y exjugador del América, Atlas y Pachuca.

Herrera y Sosa fueron los encargados de reclutar a los exfutbolistas que dirigen las academias y también son el vínculo con la Federación Mexicana de Futbol, que ha involucrado en el programa a los equipos de primera división. Esa relación permitió a los niños de la academia de Uruapan asistir en Morelia a la final entre Monarcas y Atlas en la Copa MX, en noviembre pasado.

...Después un proyecto de vida

Luego de dos horas de ejercicio, los niños -de entre 12 y 15 años-, recibían talleres impartidos por educadores profesionales.

“En los talleres, los jóvenes reflexionan sobre temas de su interés como violencia, sexualidad, proyecto de vida y liderazgo”, dice la pedagoga Dafne Conde, responsable del área en Ocotepec.

“Se trata de temas que le llamen la atención y relacionarlos con el deporte (…) Por ejemplo, ellos deben ver qué estrategias utilizan para anotar un gol y aplicarla en otros temas para que hagan sus reflexiones y busquen más alternativas en donde todos aporten ideas”, agrega Conde.

“Me enseñan valores como el respeto a los mayores, nos hablan de las adicciones que son malas, entre otras cosas”, dice Pedro Antonio, previo a ingresar a los talleres.

El plan de estudio de los talleres está elaborado por organizaciones de la sociedad civil como Save the Children, Jóvenes constructores de la Comunidad y Acciona.

El proyecto piloto de Glorias del Deporte concluyó en diciembre y entró a una fase de análisis de los coordinadores de las distintas academias, los municipios, gobiernos estatales y las dependencias involucradas del gobierno federal.

“Se va a hacer una evaluación de cada uno de los módulos. Haremos una comparación del chavo cuando entró y cómo salió (…) Si el proyecto funciona, a partir de marzo se piensa en ampliarlo  y hacerlo en dos etapas. Una en el primer semestre y otra en la segunda parte del año para crear generaciones”, dice José Manuel Azpiroz.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Los exfutbolistas, quienes según Herrera y Sosa, manifiestan su intención de continuar en el proyecto, aseguran haber encontrado una nueva razón del futbol.

“Mi experiencia como jugador me enseñó que el futbol es un pequeño mundo que lo engloba todo, pero en un cuadro verde (…) Queremos enseñarle a los chavos que eso que están viendo en su colonia no es lo real o no ha sido lo de siempre de México. Esto es un proyecto de vida, no de futbol”, dice Ángel Sosa.

Ahora ve
Estados Unidos designa a Corea del Norte ‘patrocinador del terrorismo’
No te pierdas
×