La NFL analiza sanciones en la cancha por insultos raciales y homofóbicos

El Comité de Competencias determinará la próxima semana si implementa castigos para los jugadores que insulten a rivales o compañeros
futbol americano
futbol americano  futbol americano  (Foto: )
  • A+A-
Por:
/
(Reuters) -

En el futbol europeo, el castigo por abusar racialmente de un oponente es una suspensión de 10 partidos.

En el futbol americano, la misma ofensa podría resultar en que el equipo que la cometa sea penalizado con 15 yardas.

Esa es la propuesta en la mesa cuando el Comité de Competencias de la NFL se reúna la próxima semana, ya que el organismo considera penalizar a los jugadores por utilizar lenguaje abusivo en los partidos.

En lo más alto de la lista de insultos despectivos que la NFL intenta prohibir está el uso de la ‘palabra con N’, mientras que las sanciones por comentarios homofóbicos también se discuten. Un segundo incidente podría resultar en expulsión.

"Es una modificación potencial de reglas discutida por nuestro Comité de Competencias”, se leyó en un comunicado de la NFL.

"El comité no decidió sobre una propuesta formal a nuestros clubes, quienes tienen que aprobar los cambios de reglas por un voto de 3/4 (24 de 32 equipos).

"Las propuestas de cambio se presentan a nuestros equipos en nuestra reunión anual de liga a finales de marzo.

"Los oficiales del partido ya tienen autoridad sustancial para castigar la conducta antideportiva/de abuso verbal y entienden el enfoque de la liga al respecto”.

Si el Comité de Competencias decide aprobar la propuesta, el organismo entonces presentará sus resultados a los dueños de la NFL en una reunión en marzo.

El racismo se convirtió en un problema grande en la NFL el año pasado después de que los Delfines de Miami suspendieran al liniero ofensivo Richie Incognito, por conducta perjudicial después de acusaciones de mala conducta por parte de su compañero de equipo, Jonathan Martin.

En una investigación independiente se encontraron amenazas continuas, abuso físico y verbal, mensajes de texto, insultos raciales y comentarios sexuales vulgares sobre la madre y hermana de Martin por parte de Incognito y algunos de sus compañeros de los Delfines.

Otro jugador de los Delfines, un liniero ofensivo del cual se desconoce su nombre, supuestamente fue sometido a insultos homofóbicos y toques físicos inapropiados.

El abogado de Incognito dijo que el reporte está repleto de errores, al añadir: “La verdad… es que Jonathan Martin nunca fue víctima de bullying por parte de Richie Incognito o cualquier otro miembro de la línea ofensiva de los Delfines”, dijo el abogado Mark Schamel, en una declaración a CNN.

En Europa, el racismo generó muchos encabezados no deseados en 2013; un año que presentó dos salidas de la cancha que involucraron a la famosa escuadra italiana del AC Milan.

El exinternacional de Ghana, Kevin-Prince Boateng, abandonó a su equipo en un partido amistoso en contra del equipo de menor división Pro Patria en enero, mientras que Kevin Constante de Guinea simplemente dejó la cancha en un incidente separado en un partido en contra del equipo de la Serie A, Sassuolo, en julio.

Uno de los casos de mayor perfil se presentó en 2011 cuando la estrella del Liverpool, Luis Suárez, fue suspendida durante ocho partidos después de que un panel de asociación de futbol lo encontró culpable de abusar racialmente de Patrice Evra del Manchester United.

En Italia, varios clubes fueron castigados después de que sus aficionados fueran imputados de abusar racialmente de los jugadores visitantes; con el Lazio pagando 300,000 dólares en multas el año pasado después de ser acusado cuatro veces por el organismo del futbol europeo, la UEFA.

El año pasado, la UEFA anunció que los jugadores y oficiales enfrentarán una suspensión de 10 partidos si son encontrados culpables de abuso racista.

¿Peligros ocultos?

En Estados Unidos, Ozzie Newscome; gerente general de los Cuervos de Baltimore y un miembro del comité de competencias de la NFL, cree que las propuestas necesitan una prueba exhaustiva antes de cualquier implementación.

"Con cualquier regla que pongamos en juego, tenemos que analizarla de la A a la Z y averiguar cuáles son las consecuencias no deseadas tanto como las otras consecuencias”, fue citado en el sitio web de la NFL.

"Pero como se señaló en nuestra reunión, hay micrófonos en todos lados. Así que, si algo se dice, probablemente se capturará en algún lado. Así que, sería una oportunidad de verificarlo si tuviéramos que hacerlo”.

La semana pasada, el director de la Alianza Fritz Pollard, una organización dedicada a promocionar la diversidad e igualdad de oportunidades de trabajo en la NFL, dijo que estaría sorprendido si el movimiento no pasara.

"Estaré totalmente impactado si el comité de competencias no nos defiende en lo que intentamos hacer”, dijo John Wooten, el director del grupo, en una entrevista con CBSSports.com.

"Queremos que esta palabra sea controlada desde el estacionamiento hasta la sala de equipamiento y el vestuario. Secretarios, personas de relaciones públicas, quien sea, queremos que sea eliminada completamente y que sea controlada en todos lados”.

En diciembre pasado, poco después de que salió la historia de Incognito, Fritz Pollard pidió a los jugadores de la NFL que dejaran de utilizar ‘la palabra con N’.

"Puesto de manera sencilla, a partir de este día por favor escojan no utilizar la palabra con ‘n’. ¡Punto!”, se leyó en el comunicado.

No tomes la posición de que no te molesta la palabra. Si toleras que ese lenguaje sea utilizado casualmente ahora, en algún punto en el futuro, ya sea como jugador actual o exjugador, podrías escucharla dirigida a ti. ¿Cómo crees que responderás?”.

En una entrevista con ESPN, el safety de los Acereros de Pittsburgh, Ryan Clark, explicó que el uso de insultos raciales no siempre es lo que parece.

"Creo que va a ser realmente duro legislar esta regla, para encontrar una forma de penalizar a todos los que usen esta palabra”, dijo Clark.

"Y no van a ser los jugadores blancos los que la usen hacia los jugadores negros. La mayoría de las veces que la escuchas, son los jugadores negros que usan la palabra”.

Ahora ve