Agricultores de EU se mudan a México

Crece el número de agricultores de EU que trasladan su producción al país en busca de trabajado la asociación Western Growers encontró que 12 agronegocios grandes operan en México.
Scaroni es de los agricultores que trasladó su cultivo a Gua
Julia Preston
CELAYA (The New York Times) -

A Steve Scaroni, un granjero de California, le gustó lo que vio en su campo de lechugas en el Bajío: equipos robustos de trabajadores mexicanos, sin problemas migratorios. Este hombre de 50 años y agricultor desde que era adolescente, es propietario de una empresa que factura 50 millones de dólares cultivando lechuga y brócoli en los campos de California, con mano de obra de trabajadores inmigrantes, la mayoría mexicanos (y muchos seguramente indocumentados en EU).

Scaroni mudó parte de su operación a terrenos rentados en México, a principios de este año. Emplea a unas 500 personas y ya no corre el riesgo de una redada de Migración. “Soy tan estadounidense como se puede ser, pero estoy cansado de dar la pelea en el asunto migratorio”, dijo.

En EU hay una sensación de crisis entre los agricultores que emplean a inmigrantes. Hace unos meses fracasó una reforma en el Senado y el gobierno anunció que irá tras aquellos empleadores que contraten a indocumentados. Por esa razón, un número creciente de agricultores está probando cultivar en el lado mexicano, dijeron legisladores y agricultores. Western Growers, una asociación de productores de California y Arizona, encontró que 12 agronegocios grandes con operaciones en México tienen, en total, 11,000 trabajadores en nuestro país. Según Tom Nassif, el presidente de la agrupación, también se están yendo a Centroamérica. En México no hay datos precisos acerca del tema. Pero, en julio pasado, la senadora demócrata por California Dianne Feinstein desplegó un mapa en el salón de sesiones del Senado, donde tenía ubicadas más de 18,000 hectáreas explotadas por estadounidenses, tan sólo en Guanajuato y Baja California.

Los estadounidenses ya habían sembrado aquí antes, sobre todo para tener producción durante todo el año de cultivos que en EU son estacionales. Pero la incertidumbre con la mano de obra se ha vuelto una razón de más peso, dijeron los agricultores. Los controles en la frontera han reducido el flujo de personas a EU, señalan los demógrafos. Además, muchos inmigrantes optan ahora por empleos en la construcción y los servicios. Durante las cosechas ya padecen una falta de personal.

Algunos académicos opinan que las advertencias acerca de una debacle en el campo son exageradas. Pero algunos estudios sugieren que la crisis es real. Steve Levy, un economista de Palo Alto, descubrió que los desempleados estadounidenses no están remplazando a los inmigrantes despedidos, en parte porque muy pocos saben algo de agricultura. Scaroni anda por sus campos dando órdenes en un pobre español. Le frustra que los expertos digan que el problema se resuelve mecanizando. Scaroni se agacha en el surco y selecciona una cabeza de lechuga verde y una amarilla. “Aún no hemos logrado que una máquina sepa distinguir una buena lechuga de una mala”. También descarta la idea de que puede atraer trabajadores aumentando los salarios. Dice que los estadounidenses no quieren trabajos que hacen sudar y son temporales.

Con todo, mudarse a México le ha resultado costoso. Él cercó sus campos con rejas, instaló un sistema de riego por goteo y entrenó a su gente para que usara cofias y guantes. Hoy en día, una quinta parte de su producción está en cinco granjas que tiene sobre 800 hectáreas de Guanajuato. Algunos mexicanos empleados suyos en California, vinieron con él, como Antonio Martínez Aguilar, quien trabajó con él 15 años pero que no logró legalizar su estancia.

Scaroni espera recuperar su inversión con el ahorro en salarios. Aquí paga 11 dólares al día, contra 9 por hora en California. Aunque los trabajadores mexicanos son menos productivos aquí que en EU, afirmó. “No es cualquier cosa venir aquí”, comenta. “Por lo menos sé que si de algo no me tengo que preocupar, es por perder a la gente en una redada”.


Ahora ve
No te pierdas