Bolsas de Asia temen por inflación

Los mercados en Tokio, Sídney y Taiwán cerraron números rojos, les preocupa una estanflación; el Nikkei de Tokio igualó las pérdidas anteriores para terminar un 0.3% abajo.

Las acciones en Asia igualaron las pérdidas el martes mientras la estabilidad en los precios del petróleo y un dólar más firme aliviaron los temores de que la creciente inflación, junto a una desaceleración de la economía en Estados Unidos, pueda llevar a una estanflación.

Pero mientras sectores duramente afectados como los bancos se recuperaron, los inversionistas en acciones siguen extremadamente nerviosos y los mercados en Tokio, Sídney y Taiwán cerraron aún en rojo.

Los inversionistas buscaron la seguridad relativa de los bonos y el tesoro del Gobierno Japonés, preocupados de que la estanflación, que se refiere a cuando los precios suben y el crecimiento se estanca, recorte el gasto y extienda la crisis de los créditos.

El fenómeno se presentó por última vez en la década de 1970, luego de un gran aumento de los precios del petróleo, y algunos analistas dicen que su regreso es improbable.

"El aumento en la inflación en Estados Unidos ha sido provocado por los altos precios del petróleo y las materias primas, pero a medida que bajen los precios del petróleo este mes y que el dólar rebote, la inflación podría estabilizarse. Los temores de estanflación podrían ser exagerados", dijo Kim Joon-kie, analista de SK Securities.

Los inversionistas observarán las ganancias de Goldman Sachs, aunque las expectativas son altas para el gigante de los bancos de inversión de Estados Unidos reporte un fuerte trimestre, aún cuando sus rivales enfrentan devaluaciones y otros problemas derivados de la crisis hipotecaria.

Los precios más estables del petróleo, que se encontraban a 90.78 dólares el barril, ayudaron a algunos mercados de acciones, especialmente al KOSPI de Corea.

Nikkei a la baja

Las acciones japonesas bajaron por quinta sesión consecutiva. El índice Nikkei de Tokio, que perdió casi un 5% en los 4 días previos de operaciones, igualó las pérdidas anteriores para terminar un 0.3% abajo.

El MSCI para otras acciones de Asia Pacífico subió del anterior mínimo de tres meses, pero se mantenía un 0.1% abajo a las 0651 GMT. El índice está bajo su récord máximo del 1 de noviembre, pero aún está más de tres cuartos arriba a medida que se acerca el fin de año.

El Hang Seng de Hong Kong y el Straits Times de Singapur pasaron ambos a cifras azules.

El índice de Australia terminó un 0.4% abajo, aunque los bancos de inversión Macquarie Group Ltd y Babcock & Brown Ltd cayeron mientras persisten las dudas sobre su capacidad de hacer negocios en el actual escenario y condiciones del mercado de deuda.

"Quizás tengamos otros dos o tres meses de incertidumbre antes de que los mercados de crédito en Estados Unidos comiencen a estabilizarse", dijo Jamie Spiteri, operador de Shaw Stockbroking.

El dólar cerró en un máximo de siete semanas contra el euro, a medida que la moneda estadounidense gana apoyo ante la idea de que la presión inflacionaria podría limitar la extensión en la que la Reserva Federal pueda reducir sus tasas de interés.

El dólar se estaba a 113.01 yen y a 1.4408 frente al euro.

Ahora ve
No te pierdas