John Snow pide recorte a tasas de la Fed

El ex titular del Tesoro exigió mayores medidas para contrarrestar el desplome del sector vivie John Snow dijo que los problemas crediticios representan riesgos para la economía de EU.
NUEVA YORK (CNN) -

El ex secretario del Tesoro estadounidense John Snow dijo el miércoles que la Reserva Federal debería recortar las tasas de interés de nuevo para contrarrestar el desplome en el sector viviendas.

Asimismo, criticó indirectamente a Goldman Sachs por la "duplicidad" de la venta a corto plazo de valores respaldados por hipotecas.

"La Fed ha respondido con una serie de acciones de política mesuradas, pero se necesitará hacer aún más para evitar una profunda desaceleración, pese a los reportes de inflación más recientes", escribió Snow, ahora presidente de Cerberus Capital Management LLP, en un artículo de opinión publicado en el Wall Street Journal.

Snow fue secretario del Tesoro desde febrero del 2003 hasta julio del 2006, cuando fue reemplazado por el entonces presidente ejecutivo de Goldman Sachs Henry Paulson.

El banco central estadounidense ha reducido las tasas de interés en un punto porcentual, a 4.25%, desde septiembre. Su próxima reunión de política monetaria está prevista para los días 29 y 30 de enero.

Recientes lecturas de inflación, junto con datos económicos menos alarmantes, han suavizado las expectativas de una acción más prolongada. Los futuros de las tasas de interés actualmente implican un probabilidad de 72% de otro recorte por parte de la Fed de un cuarto de punto porcentual el próximo mes.

La Fed se ha visto presionada a actuar por la crisis de viviendas que originó un racionamiento del crédito global en agosto. Estándares de préstamo más ajustados y los precios de las viviendas en descenso podrían socavar el gasto del consumidor estadounidense y perjudicar el crecimiento.

Snow dijo que los problemas en el sector de viviendas y la paralización de los mercados de crédito "representan el riesgo de una seria desaceleración económica; algunos incluso predicen recesión".

El ex secretario del Tesoro delineó otra acción que ayudaría a amortiguar a la alicaída economía, incluido el rápido reconocimiento de las pérdidas bancarias, seguido por la recapitalización y la adquisición de firmas financieras debilitadas por parte de sus rivales más fuertes.

Snow, que respaldó incondicionalmente los recortes de impuestos del presidente estadounidense George W Bush cuando estaba en el Tesoro, dijo que la política fiscal podría ayudar a proteger a la economía e instó a que los recortes impositivos no sean "revertidos" permitiendo que expiren en el 2010.

Asimismo, arguyó que a los bancos deberían requerírseles "mantenerse ligados" a sus préstamos hipotecarios, haciéndoles mantener una parte de la deuda en su hoja de balance, en vez de distribuirla a otros inversores vía reconversión.

Esto los alentaría a ser más cuidadosos al escribir el préstamo en primer lugar.

"También ayudaría a evitar la conducta dual de mercadear públicamente un activo basado en la seguridad a los clientes, aunque privadamente apuesta a que caerá en valor", dijo.

Snow no mencionó a ninguna institución, pero la dirección de su crítica parecía clara.

El ingreso neto de Goldman Sachs en el cuarto trimestre subió a 3,220 millones de dólares, o 7.01 dólares por acción, después de que fuertes apuestas de ventas a corto plazo contra hipotecas de alto riesgo le ayudaron a esquivar el racionamiento de crédito que golpeó a sus rivales. Un portavoz de Goldman Sachs no quiso comentar sobre las declaraciones de Snow.

Ahora ve
No te pierdas