Inflación presiona las tasas de interés

Las presiones inflacionarias pueden provocar que Banxico eleve las tasas de interés en 25 punto empresas como Bimbo, Gruma y Arca están elevando sus precios por encima de la meta inflacionari
Verónica Galán
CIUDAD DE MÉXICO -

Las presiones inflacionarias que atraviesa México tras el incremento en los precios de diversos productos podría reflejarse en un alza en las tasas de interés de cerca de 25 puntos base a 7.25%, dependiendo de cómo se presente la inflación subyacente en febrero, estimaron analistas.

“La probabilidad de que se aumenten tasas en México es mayor, lo que denota que hay presiones inflacionarias importantes”, destacó en entrevista el subdirector de Análisis Económico de IXE Grupo Financiero, Luis Flores Sánchez.

Agregó que la clave será ver si la inflación subyacente rebasa o no el 4% en términos anuales al cierre de febrero.

Las mayores empresas de alimentos en México, Embotelladora Arca y Grupo Bimbo anunciaron ya alzas de 5% y 3.5%, respectivamente, en sus productos, mientras que el principal productor de harina de maíz a escala mundial, Gruma, informó que en la segunda mitad del año subiría sus precios otro 4%.

“Estas empresas están en el límite de su productividad o bien no están dispuestos a sacrificar utilidad, en esas circunstancias esa inflación de costos que están enfrentando, la transmiten al consumidor tarde que temprano”, explicó por su parte el analista del Tecnológico de Monterrey, Raymundo Tenorio.

Bimbo tiene previsto subir nuevamente sus precios en el transcurso de 2007 en diversos productos en sus operaciones de México, Estados Unidos y América Latina, de acuerdo con su director general, Daniel Servitje.

Banco de México tiene como meta que la inflación para 2007 sea de 3% (más o menos un punto porcentual), meta que según los especialistas económicos podría quedar rebasada de continuar las presiones alcistas.

La semana pasado el banco central estimó que de seguir las perturbaciones de

oferta en productos como el azúcar y la tortilla, los precios en los primeros tres meses del año oscilarían entre 4% a 4.5% anual.

Tanto Sánchez como Tenorio confiaron en que las presiones alcistas no se trasladen a los salarios.

“A mí lo que me preocuparía es que se diera una escala de precios en varios precios en su conjunto”, advirtió el experto de IXE Grupo Financiero.

El salario mínimo en México, que se utiliza como indicador para el incremento de remuneraciones a los empleados en muchas empresas, pasó de 48.67 pesos en 2006 a 50.57 pesos en 2007.

Ahora ve
No te pierdas