Falla de cómputo causa caída en Dow

Una falla de cómputo desató una repentina caída ayer en el índice industrial Dow Jones; convirtiendo lo que ya era un mal día para las acciones en un desplome pocas veces visto.
NUEVA YORK (AP) -

Una falla de cómputo desató una repentina caída ayer en el índice industrial Dow Jones a media tarde del martes, convirtiendo lo que ya era un mal día para las acciones en un desplome pocas veces visto.

Dow Jones & Co., la compañía de medios de comunicación que administra el afamado índice de 30 acciones de mayor confianza, indicó que poco antes de las 14:00 descubrió que sus computadoras no estaban manejando adecuadamente el enorme volumen de transacciones en la Bolsa de Valores de Nueva York.

La empresa transfirió los procesos a una computadora de respaldo, y el resultado fue un ''desmayo'' masivo del índice cuando el sistema secundario se hizo cargo del procesamiento de datos poco antes de las 15:00.

El Dow cayó unos 200 puntos casi instantáneamente y descendió hasta 546, su peor declive en una sola sesión en más de cinco años. La caída colocó a los títulos de mayor confianza en territorio negativo.

''Nunca he visto un derrumbe como ése, y sólo llevo 47 años haciendo esto'', dijo Alfred E. Goldman, jefe de estrategias de mercado en A.G. Edwards & Sons Inc.

El elevado volumen de 4,500 millones de transacciones, casi el doble del promedio usual, se produjo en un día en que los inversionistas de todo el mundo fueron sacudidos por una caída de casi 9% en las bolsas chinas de un día para otro. Los inversores, preocupados de que las acciones estuvieran sobrevaluadas y de que se acerque un posible debilitamiento de la economía, comenzaron a gritar '''¡vendan!'' desde el principio.

''El extraordinario volumen de transacciones del mercado provocó un retraso en los sistemas de cómputo de Dow Jones'', dijo Sybille Reitz, portavoz de la empresa. ''Decidimos transferir las operaciones al sistema de respaldo, y el resultado fue una actualización veloz en el valor publicado del índice industrial Dow Jones''.

Tan solo el número de órdenes de venta provocó un cuello de botella, donde algunos corredores reportaron que los sistemas respondían con lentitud.

A pesar de los retrasos, los precios al cierre del martes fueron los correctos, indicaron las bolsas.

Ahora ve
No te pierdas