Bush vetaría eliminar derechos patrones

El presidente de EU daría marcha atrás a la ley que elimina las votaciones secretas de trabajad si las reformas legales se aprueban mañana en la Cámara Baja.
WASHINGTON (AP) -

El presidente George W. Bush vetaría legislación defendida por los demócratas y grupos sindicales que haría más fácil organizar sindicatos mediante la eliminación de los derechos que tienen los patrones para exigir votaciones secretas, informó la Casa Blanca el miércoles.

La Cámara Baja deberá votar sobre la legislación el jueves y, con ayuda de los republicanos del noreste, es casi seguro que se aprobará. Pero el margen de apoyo se espera que caiga bien abajo de los dos tercios necesarios para invalidar un veto presidencial.

La Ley de Libre Elección del Trabajador, también conocida como la ley de la aprobación mediante tarjetas, es la máxima meta legislativa de grupos laborales ansiosos de fortalecerse tras la elección de la mayoría demócrata.

El sistema actual no sirve debido a que patrones pueden coaccionar e intimidar a trabajadores para que rechacen la incorporación al sindicato, expresó John Sweeney, presidente de la AFL-CIO (siglas en inglés de Federación Estadounidense de Trabajo-Congreso de Organizaciones Industriales) en entrevista telefónica esta semana. La ley de la Cámara Baja, dijo, es ''el problema más importante en legislación laboral en muchas décadas''.

Pero la Casa Blanca, en un comunicado, dijo que la medida ''le quitaría a los trabajadores el derecho fundamental para una elección supervisada y secreta''. Sustituir un mecanismo de aprobación mediante tarjetas por el cual los sindicatos obtendrían derechos en el contrato colectivo de trabajo tan pronto como una mayoría de trabajadores en una planta firmen las tarjetas de aprobación, ''nos atrasaría 60 años, a un sistema fallido''.

Ahora ve
No te pierdas