Algodón biotecnológico, un sueño cercano

En México aún no se siembra algodón de colores, pero hay avances en materia de transgénicos; el uso de semillas genéticamente modificadas alcanza hoy alrededor de 130,630 toneladas.
El algodón biotecnológico ahorra costos a los productores de
Nora Vasconcelos

El sueño de cosechar algodón de colores ya está cerca. En China lograron darle al cultivo de la fibra un tono café mediante métodos biotecnológicos. Y la empresa guatemalteca Algodones Mayas ya ofrece la fibra sin tintes con variaciones de color que van del verde al naranja ocre.

En México, aún no se logra el cultivo de algodón de color, pero el uso de semillas genéticamente modificadas ya alcanza alrededor de 600,000 pacas (unas 130,630 toneladas) por año.

El algodón biotecnológico, o transgénico, ahorra costos a los productores de 10 a 30%, por el menor uso de plaguicidas y el rendimiento por hectárea se incrementa de 5 a 15%.

“Esto ha significado la recuperación de la producción, particularmente en el norte del país”, afirma Carlos Camacho Gaos, presidente de Agrobio, asociación civil para promover el uso de la biotecnología agrícola.

El algodón concentra cerca de 10% de la producción global de cultivos biotecnológicos, que alcanza 100 millones de hectáreas anuales.

El primer cultivo de este tipo en el país se sembró en 1996 y al término de una década suma ya 55,000 hectáreas anuales, casi 60% de la superficie total destinada al cultivo de esa fibra. “La meta es alcanzar 80% de la superficie total”, señala Eduardo Pérez Pico, director de Desarrollo de Tecnologías para Latinoamérica de Monsanto.

Actualmente, regiones como Chihuahua y La Laguna exportan su producción a Estados Unidos y China. El año pasado, las exportaciones nacionales de algodón alcanzaron 173.7 millones de dólares (mdd), por debajo de los 224 mdd de 2005 y los 217.3 mdd en 2004, según el INEGI.

Para los productores, la buena noticia es que su producción subirá a 683,000 pacas en 2007, pero la mala, señala un informe del Departamento de Agricultura de EU, es que la demanda por la fibra proveniente de México caerá 2.4% en el próximo año fiscal que inicia en agosto. Y los precios de futuros del algodón ya han caído 12% este año.

Ahora ve
No te pierdas